soy

Viernes, 7 de octubre de 2011

PD

Potencia tortillera

Leí la nota sobre el archivo del activismo lésbico y antes que nada me gustaría felicitar y alentar este proyecto que impulsa a recuperar la historia, indispensable para entender el presente y poder pensarse o pensarnos para adelante. Pero también me gustaría manifestar algunas cuestiones que creo que le hacen honor a esto de no perder visibilidad: Teresa de Rito fue vicepresidenta de la CHA en los primeros años de la organización. Le tocó la exposición mediática en primera instancia, dio una batalla muy dura por la visibilidad lesbiana nada menos que en el ámbito gremial, perteneció y aún pertenece a la militancia activa en la UPCN (Unión del Personal Civil de la Nación) y era la interlocutora con las comisarías que mediante el uso de los edictos policiales vigentes en los ’80 y hasta la mitad de los ’90 habilitaba a la Policía Federal a efectuar razzias compulsivas en gran parte de los boliches gays de la ciudad. Me tocó en los primeros años de mi militancia en la CHA acompañar a Teresa de madrugada a las comisarías para sacar a compañeros y compañeras de los calabozos. Tere no fue una asidua visitante de los grupos de mujeres, peronista hasta la médula, quizá muchos y muchas puedan diferir ideológicamente con ella. Pero no se puede desconocer tamaño laburo.

Respecto de mi historia me gustaría aclarar que nunca me he “replegado” (...) Me volqué al ámbito de las mujeres en el deporte, en concreto al fútbol, y les aseguro que dar batalla por la visibilidad, la equidad de género y tantas otras cosas es bien dura. Jamás he omitido quién soy en un rubro que castiga a las mujeres por su elección sexual que grita a cuatro vientos “todas las futbolistas son tortilleras y se matan en los vestuarios” y que castiga, condena e invisibiliza de manera brutal a todas aquellas que expresan o se les “nota” su condición de lesbianas.

(...) Nunca viví del activismo, también me tocó el desastre de los ’90 en relación con el desempleo y no separaría ese contexto social de mi exposición mediática. No creo que haya sido solamente por haber sido pública. Armarme un trabajo acorde con lo que me gusta me llevó todo otro tiempo más, hoy estoy orgullosa de bancarme la vida siendo directora técnica de fútbol. Les aseguro que no es un dato menor.

Me encantaría saber cuál sería la definición exacta de ser “masculina”. Combato etiquetas y prejuicios, cada lesbiana arma su imagen de acuerdo con su historia y amo la enorme mixtura que se da en cada encuentro de mujeres sea cual fuere la orientación sexual, color, religión o bandera política. No entiendo a qué se refieren con ese encasillamiento. Si es un juicio de valor me suena por lo menos contradictorio. Espero este mensaje sea aporte para el pensamiento. La historia, al fin y al cabo, se construye con todos los relatos.

Un abrazo militante.

Mónica Santino


Cartas a [email protected]

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared