Pirulo de tapa

Pirulo de tapa

CONTADOR

El semanario alemán Der Spiegel informó que Oskar Gröning, “el contador de Auschwitz”, murió el viernes en un hospital. El vocero de la fiscalía de Hannover confirmó que fue informado del fallecimiento pero aclaró que no tenía una confirmación oficial, sólo la carta de su abogado. Gröning fue uno de los últimos nazis juzgado por sus actos durante la Segunda Guerra Mundial. A finales del año pasado, la Justicia alemana ordenó el encarcelamiento del anciano de 96 años, quien admitió su “complicidad moral” en las muertes de Auschwitz, donde se encargó de incautar y administrar el dinero y las pertenencias de quienes llegaban como deportados. Para evitar la condena presentó un recurso ante el Tribunal Constitucional en el que alegaba su mal estado de salud. Fue rechazado.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ