EL PAIS › LA PRESIDENTA INAUGURO OBRAS EN CORDOBA CON SCHIARETTI Y DE LA SOTA

Visita con espíritu de acuerdo

Cristina Fernández de Kirchner se mostró en su periplo cordobés con el gobernador y también con el candidato a sucederlo. En esa provincia el kirchnerismo y el justicialismo local acordaron marchar juntos hacia las próximas elecciones.

“Yo no vine para dividir, vine para unir a los argentinos detrás de un proyecto nacional, para profundizarlo”, aseguró ayer la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en un acto en Córdoba. CFK se presentó para inaugurar obras y una sede de la TV Digital en momentos en que el peronismo cordobés está terminando de acomodarse de cara a las elecciones convocadas para el 7 de agosto. El gobernador Juan Schiaretti y José Manuel de la Sota fueron silbados por el público a pesar del acuerdo con el kirchnerismo logrado en las últimas semanas para presentar al justicialismo local unificado.

“Cada uno de los argentinos tenemos que saber que necesitamos un proyecto colectivo. Tengo mucha fuerza, pero necesito de hombres y mujeres que acompañen este proyecto, que crean en la profundización de este modelo”, afirmó Fernández de Kirchner cuando la multitud comenzó a corear por su reelección en los comicios de octubre. Con una fuerte convocatoria kirchnerista a la que los cordobeses no están acostumbrados, la plaza céntrica de la ciudad capital se encontró con más de diez mil personas que se reunieron para escuchar a la Presidenta. Fernández insistió en “la necesidad de institucionalizar los cambios, para que no dependan de una sola persona, para que empoderen a la sociedad en sus conquistas, en sus derechos, en sus garantías”.

“Siempre supe que para construir un país diferente, una nación, hacía falta algo más que la voluntad y el esfuerzo de un sector o una provincia”, señaló la mandataria, continuando con su discurso enfocado en la unidad y haciendo una velada mención al acuerdo partidario para que el peronismo local participe unido en las elecciones, como sucedió también en Santa Fe. Después de una breve reunión con la Presidenta días atrás, De la Sota definió postularse para volver al Ejecutivo cordobés, dejando el armado de las listas de diputados y senadores nacionales para más adelante.

El acercamiento entre los dirigentes cordobeses y el gobierno nacional fue una tarea que llevó adelante el ex presidente Néstor Kirchner. Con las elecciones presidenciales de octubre en la cabeza, el santacruceño se impuso la idea de lograr un acuerdo para unir a todos los espacios peronistas de la provincia, porque las encuestas la daban casi por perdida. Pero la historia entre los caudillos locales y el kirchnerismo se remonta a las elecciones presidenciales del 2003. De la Sota tenía grandes esperanzas de ser el candidato del peronismo para conducir el país, y lo fue pero por un tiempo muy breve. El entonces presidente Eduardo Duhalde lo había elegido para sucederlo, pero las encuestas nunca lo favorecieron y debió declinar sus aspiraciones. Finalmente, Kirchner fue el candidato y el que llegó a la presidencia. En el caso de Schiaretti, siempre mantuvo un doble juego con el gobierno nacional, aunque durante la discusión por las retenciones móviles en el 2008 lo pusieron definitivamente en la vereda opuesta.

Con la presencia de Schiaretti, el intendente de la ciudad, el ex juecista Daniel Giacomino; la rectora de la Universidad Nacional de Córdoba y funcionarios nacionales, Fernández de Kirchner dejó inauguradas dos antenas de la TV Digital: una en Córdoba capital y otra –a través del sistema de videoconferencia– en Villa María, donde además también se inauguró una planta depuradora de líquidos cloacales. En la localidad de Laboulaye –donde estuvo De la Sota– puso en funcionamiento un acueducto y en Río Cuarto, la ampliación de una central termoeléctrica.

Mientras los militantes kirchneristas silbaban cada vez que aparecía De la Sota en pantalla o cuando Schiaretti dio un breve discurso, CFK recordó al fallecido ex presidente Kirchner al remarcar que la provincia “recibía en 2003 en el orden nacional por todo concepto 3951 millones de pesos y durante el pasado año 28.534 millones. Esto no es magia, no es viento de cola”, sentenció la Presidenta.

Compartir: 

Twitter
  

La Presidenta, junto a Schiaretti, dijo “no vine para dividir, vine para unir a los argentinos”.
Imagen: DyN
 
EL PAIS
 indice

Pagina/12 - hosted by IFX

MovilDesde su móvil acceda a través de http://m.pagina12.com.ar

© 2000-2014 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.