Omar Guaraz, de la Asociación de Vendedores Libres
“El gobierno carece de legitimidad”
 

El titular de la Asociación de Vendedores Libres (AVL), Omar Guaraz, explicó a PáginaI12 que “desde el 2011 el gobierno porteño desalojó más de 5000 manteros de las calles y contando Once 6000, sin dar ninguna solución a pesar de los anuncios que hicieron de traslados y relocalizaciones”. “No hay ningún mantero al que le hayan dado una respuesta”, aseguró Guaraz. 

“El gobierno de (Horacio Rodríguez) Larreta sigue insistiendo de manera pública que van a hacer un censo, que nos van a reubicar, y solo lo hacen para que la sociedad piense que no nos dejan sin trabajo. Pero cualquier planteo del gobierno carece de legitimidad porque no ha cumplido su palabra hasta ahora. La represión es el estreno de la nueva Policía de la Ciudad, a la que acompañan los medios de comunicación alentando y festejando la avanzada contra los manteros, hablando de que somos delincuentes, que no somos laburantes”, sostuvo el titular de la agrupación sindical.

Guaraz argumentó que “durante el período de Mauricio Macri como jefe de gobierno se multiplicaron los talleres clandestino, y lo financió la Cámara textil que generó un gran negocio con ropa esclava. Cuando en 2007 los manteros pusieron precios reales a la indumentaria visibilizaron la estafa. Con los manteros peligra ese gran negocio, y utilizan el aparato del Estado para proteger a las mafias que lo generaron. Esta es una de las razones por las que necesitan desplazar a los manteros”, acusó Guaraz.

“El gobierno porteño lo que hizo fue reclutar a patoteros y barras bravas para golpear a los manteros y generar una estrategia de miedo. Tuvimos compañeros robados, detenidos, procesados y amenazados. La única intención que tiene es hacer desaparecer la venta callejera, y para eso utiliza todo el Estado de manera ilegal, con las patotas de Espacio Público, y el ministerio Público Fiscal, que lo que hace es poner a la justicia para hacer la represión que no se ve, como allanamientos a las viviendas de los compañeros y el robo de la mercadería”, dijo el vocero de AVL.

“Para nosotros la solución es simple. No queremos planes, ni subsidios ni cooperativas, queremos la regularización de la actividad. Hay un proyecto de ley presentado por el legislador Alejandro Bodart que lamentablemente fue cajoneado”, explicó.