El audio de Emiliano Sala desde la avioneta
“Parece que se está por caer a pedazos”
Sala tiene 28 años y descolló en el fútbol de Francia.Sala tiene 28 años y descolló en el fútbol de Francia.Sala tiene 28 años y descolló en el fútbol de Francia.Sala tiene 28 años y descolló en el fútbol de Francia.Sala tiene 28 años y descolló en el fútbol de Francia.
Sala tiene 28 años y descolló en el fútbol de Francia. 
Imagen: AFP

Un audio del futbolista argentino Emiliano Sala se conoció en las últimas horas y sumó incertidumbre a la búsqueda en el Canal de la Mancha de la avioneta que lo transportaba. En un mensaje de audio de WhatsApp, el delantero de 28 años dice que “estoy acá arriba del avión que parece que se está por caer a pedazos”.

Sala abordó la avioneta en Nantes, para ir a Cardiff, capital de Gales, e incorporarse a su nuevo equipo. En la grabación se escucha la voz del jugador, que dice a un grupo de amigos, entre bostezos: "Hola hermanitos, ¿cómo andan loquitos locos? Hermano, estoy muerto. Estuve acá en Nantes haciendo cosas, cosas, cosas, cosas y cosas, y no terminás más y no terminás más y no terminás más y no terminás más. Así que nada, muchachos, estoy acá arriba del avión que parece que se está por caer a pedazos”.

Sala agregó  que “si en una hora y media no tienen novedades mías, no sé si van a mandar a alguien a buscarme porque no me encontrar, pero ya saben”. Segundos previos remarcó que “me estoy yendo para Cardiff, loco, que mañana sí ya arrancamos. A la tarde arrancamos a entrenar, muchachos, en mi nuevo equipo".

Poco antes de la difusión del audio, el uruguayo Diego Rolan, que jugó con Sala en Francia y actualmente milita en el Leganés de España, había afirmado que "Emiliano le mandó un mensaje a un amigo desde el vuelo y le dijo que tenía miedo, que si no lo encontraban ya sabían que había pasado", con lo que sumó un dato inquietante corroborado por la propia voz del jugador.

Barcos y helicópteros participaron de la búsqueda de la avioneta en el Canal de la Mancha hasta caer la noche. Sala viajaba en un Piper Malibú junto al piloto y el vuelo desapareció de los radares cuando se hallaba en la zona de la isla de Guernsey. El mar con fuerte oleaje no ayudó a una búsqueda exhaustiva durante la jornada. Se llamó a zonas de aterrizaje para saber si la avioneta pudo haber aterrizado, pero no hubo confirmación y más tarde se anunció que aparecieron restos que podrían ser del Piper Malibú. 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ