Los casos más resonantes
Una seguidilla de tragedias en la ciudad
El gimnasio Orion, en Villa Urquiza, una tragedia de 2010.El gimnasio Orion, en Villa Urquiza, una tragedia de 2010.El gimnasio Orion, en Villa Urquiza, una tragedia de 2010.El gimnasio Orion, en Villa Urquiza, una tragedia de 2010.El gimnasio Orion, en Villa Urquiza, una tragedia de 2010.
El gimnasio Orion, en Villa Urquiza, una tragedia de 2010. 
Imagen: Télam

* Diciembre de 2009: un obrero murió aplastado y otros dos resultaron heridos por un derrumbe en una obra en construcción en Córdoba y Pringles, en el barrio de Villa Crespo.

* Agosto de 2010: un edificio en el que funcionaba el gimnasio Orion, en Mendoza y Triunvirato, Villa Urquiza, se derrumbó cuando una excavadora realizaba un pozo en un terreno de la calle Mendoza, lindero al gimnasio. Como consecuencia del derrumbe murieron tres jóvenes que a esa hora practicaban gimnasia en el primer piso del edificio: Maximiliano Salgado (18 años), Guillermo Ramón Fede (37) y Luis Lu (23). Otras once personas resultaron heridas.

* Septiembre de 2010: derrumbe en el boliche Beara, ubicado en la avenida Scalabrini Ortiz 1638, en el barrio de Palermo. Ariana Beatriz Lizarraga (21 años) y Paula Leticia Provedo (20) murieron en el acto y otras 25 personas resultaron heridas luego de que el entrepiso de desplomara sobre la planta baja del local durante un recital. Por el caso se encuentran procesados los empresarios que integraban la sociedad “El Viejo Sabio S.A.”, que regenteaba el local Beara, policías y ex funcionarios del gobierno porteño. Todos deberán enfrentarse a un juicio oral y público, aunque aún se desconoce la fecha de inicio.

Leandro Teysseire
Boliche Beara, derrumbe y tragedia en la fiesta, en 2010.

* Noviembre de 2011: se desmoronó parte de un edificio ubicado en Bartolomé Mitre 1232, en el microcentro porteño. El edificio fue evacuado apenas los vecinos empezaron a ver rajaduras pero Isidoro Madueña, un hombre hipoacúsico de 74 años que vivía en el tercer piso, no oyó los avisos y murió en el derrumbe. Su cuerpo fue encontrado varios días después. Mauricio Macri, por entonces jefe de gobierno, había  ordenado demoler el resto del edificio, argumentando que era imposible que hubiera víctimas entre los escombros. En 2017 fueron procesados por “estrago culposo” los constructores Ezequiel Rivarola y Susana Lauría debido a las fallas en la excavación y submuración durante la construcción de un edificio lindero al inmueble. Ambos están acusados por estrago culposo agravado por la muerte de una persona y podrían recibir penas de 8 a 20 años de prisión

* Agosto de 2012: Octavio Pérez Galimberti –un joven abogado de 33 años que trabajaba como asesor del entonces ministro de Justicia Julio Alak– fue aplastado por una marquesina de 25 toneladas que se le cayó encima cuando caminaba por la calle Lavalle al 1500, en la zona de los Tribunales porteños.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ