Paulo Pimenta, presidente del PT, sobre el armado de la causa contra Lula
"El objetivo era cambiar gobiernos populares en América Latina"

"Esto provocó un verdadero terremoto en el país, dada la gravedad de la información", describió el titular del bloque del Partido de los Trabajadores (PT), Paulo Pimenta, tras conocerse las filtraciones que muestran cómo el ex juez y actual ministro de Justicia de Brasil, Sergio Moro, junto al fiscal Deltan Dallagnol, direccionaron la causa Lava Jato para perjudicar al gobierno de Dilma Rousseff, impedir la candidatura presidencial de Lula Da Silva y allanar el camino para la victoria del ultraderechista Jair Bolsonaro.

"El objetivo era cambiar Gobiernos populares en América Latina y cambiarlos por Gobiernos de derecha como el de Bolsonaro en Brasil y Macri en Argentina", apuntó Pimenta, y consideró que, las filtraciones hechas por el medio The Intercept , muestran "la política de EEUU frente a los gobiernos populares de América Latina".

"No tengo dudas de que lo que le pasó a Lula es lo mismo que a Cristina", sentenció en diálogo con El Destape radio,.

Pimenta, que lidera el bloque del partido de Lula, aunque insistió en señalar que "hay una presencia muy fuerte de los intereses de Estados Unidos en esta investigación", no dejó de mostrarse sorprendido por le alcance de la filtración: "No podíamos imaginar el grado de promiscuidad en estas relaciones entre el juez, los fiscales y los grandes medios".

"Lo que queda claro es que lo que hizo Moro tenía objetivos políticos y electorales, a través de procedimientos ilegales", advirtió el diputado anticipando las consecuencias legales y políticas que podrían desatar la filtración de los mensajes entre Moro y Dallagnol.

"Esto provocó un verdadero terremoto en el país, dada la gravedad de la información. Estas revelaciones son esclarecedoras. Demuestran una relación totalmente ilegal entre Moro y los fiscales del caso Lava Jato junto a los medios", apuntó Pimenta.



Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ