Videoconferencia en penitenciaria de Piñero
Para evitar traslado de presos
Pullaro estuvo ayer en Piñero.Pullaro estuvo ayer en Piñero.Pullaro estuvo ayer en Piñero.Pullaro estuvo ayer en Piñero.Pullaro estuvo ayer en Piñero.
Pullaro estuvo ayer en Piñero. 

Hoy se llevará a cabo un Habeas Corpus a través de videoconferencia en la Unidad Penitenciaria N°11 de Piñero, en la nueva sala del complejo que fue construida con fondos del Poder Ejecutivo y puesta a disposición del sistema judicial. Desde el Ministerio de Seguridad, encabezado por Maximiliano Pullaro, se viene trabajando en la construcción de espacios en Piñero y otro en la Unidad 1 de Coronda, que permitirán a los jueces poder celebrar actuaciones con personas detenidas sin tener que trasladarlos hasta los tribunales.

Ayer el ministro Pullaro en su visita al Servicio Penitenciario de Piñero destacó: "Las salas servirán principalmente para articular con el Poder Judicial, en donde hay salas de videoconferencia, y en lugar de trasladar a los presos podemos hacerlo a través de este mecanismo sin violar ninguno de los derechos de los reclusos y van a poder estar en contacto directo con las partes".

La inversión para realizar este tipo de obras es de más de 4 millones de pesos. Ese monto está distribuido de la siguiente manera: sala de videoconferencia de Coronda ($1.496.000), sala de videoconferencia de Piñero ($1.254.000) y equipamiento digital de ambas 1.500.000. Las dos están a disposición del Poder Judicial, se ejecutaron con fondos del Poder Ejecutivo y se suman a las dos salas de audiencias de estas características que posee el Poder Judicial en la cárcel de Las Flores de la ciudad de Santa Fe y la restante en la Unidad 3° ubicada en calle Zeballos y Suipacha. Esta última, ya fue utilizada para llevar a cabo videoconferencias en la apelación en el juicio de la banda "Los Monos".

Mensualmente sólo en la región sur de la provincia se producen cerca de mil quinientos traslados desde las unidades penitenciarias a tribunales por requerimientos judiciales. Este tipo de traslados implican, asignar recursos penitenciarios y policiales sumado al riesgo que comprende llevar a los reclusos desde el Penal a Tribunales transitando por la vía pública. Este hecho se dificulta si el preso es de alto perfil ya que se debe agregar custodia de unidades especiales y más aún si se trata de personas ligadas al narcotráfico de alta peligrosidad.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ