Revelaciones en México del presidente de Bolivia

Evo Morales: "Ofrecían 50.000 dólares al que me entregara"

Evo Morales reveló que un día antes de que presentara su renuncia, un militar de su equipo de seguridad le advirtió que le habían ofrecido 50 mil dólares por entregar al entonces presidente de Bolivia.

La advertencia ocurrió el sábado 9 de noviembre en Cochabamba, cuando el militar le mostró mensajes y le contó llamadas telefónicas, relató Morales. De ahí que el asilo político en México significó salvar la vida, dijo el ahora ex mandatario.

"Muy satisfecho, contento por darme esta seguridad salvándome la vida. Muchas gracias", agregó en la grabación. "Hermano canciller, muchas gracias por salvarnos la vida", dijo en la Ciudad de México, dirigiéndose al secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard.

Subrayó que gracias al presidente Andrés Manuel López Obrador pudo sobrevivir tras el golpe que lo depuso.

Morales contó el episodio en un video que grabó en el avión en ruta hacia México y luego repitió el relato en su mensaje a la prensa, en el aeropuerto Benito Juárez.

El ex mandatario también relató el ambiente de terror que se vivió el fin de semana.

"Durante tres semanas quemaron tribunales electorales, ánforas, actas de las elecciones, quemaron sedes sindicales, quemaron casas de nuestras autoridades, del Movimiento al Socialismo, instrumento político por la soberanía del pueblo. Saquearon y quemaron la casa de mi hermana", relató.

"Anteayer saquearon mi casa en Cochabamba, Bolivia. Otra pequeña casa intentaron saquear y quemar. Gracias a los vecinos la protegieron, estoy muy agradecido por la defensa del pueblo".

Se vivió "amedrentamiento, intimidación, escarmiento. Hicieron renunciar a nuestros alcaldes de ciudades importantes, como Sucre".

Dijo que alcaldes y gobernadores no renunciaron por cobardes, "sino de tantas represalias contra las familias, contra los niños, secuestros, amenazas de quemarlos hasta que autoridades y dirigentes sindicales renunciaran. Toda una política de escarmiento".

Agregó que para que no haya más hechos de sangre en Bolivia, más enfrentamientos decidió renunciar por esos pueblos. "Estamos agradecidos porque el presidente de México, por el bien del pueblo boliviano, me salvó la vida", subrayó.

De La Jornada de México, especial para Página/12.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ