Contó en la BBC que a los 17 años fue forzada a tener relaciones sexuales con el hijo de la reina
El testimonio de la mujer que acusa por abuso al príncipe Andrés

“Esta no es una historia sórdida de sexo, es una historia de trata de personas”, dijo en entrevista con la BBC Virginia Giuffre, la mujer que acusa de abuso sexual al príncipe Andrés, amigo del millonario Jeffrey Epstein, quien se suicidó en prisión hace tres meses, mientras la justicia norteamericana lo investigaba por pedofilia, trata y explotación sexual. En el programa emitido en la noche del lunes en la televisión inglesa, la mujer dio detalles de las veces en que el segundo hijo de la reina Isabel, a instancias de Epstein y la socialité Ghislain Maxwell, abusó sexualmente de ella, que por entonces tenía 17 años.

Hasta ahora, cinco presuntas víctimas de la red de Epstein pidieron que el príncipe, también duque de York, declare en la causa que se lleva adelante en tribunales norteamericanos. “Es una historia de trata de personas, es una historia de abuso y es una historia de la realeza de ustedes”, dijo la denunciante en un tramo del programa, al solicitar al público que escuche las voces de las víctimas de la red que, según las acusaciones, Epstein regenteaba para sí y en beneficio de ricos y poderosos de todo el mundo. “Pido al Reino Unido que me apoye”, añadió.

En la entrevista que concedió al programa Panorama --el mismo que la semana pasada emitió una entrevista con el príncipe Andrés--, Giuffre dijó que en 2001 Epstein y Maxwell --a quien las denunciantes señalan como cómplice y reclutadora del millonario-- la obligaron tres veces a mantener relaciones sexuales con el hijo de la reina. Por entonces, ella tenía 17 años.

La primera vez, relató, el grupo de adultos la había llevado con ellos a Tramp, una discoteca londinense en la que el príncipe le dio vodka y la sacó a bailar. “Es el bailarín más horroroso que vi en m ivida. Quiero decir que era horrible, y este tipo estaba sudando encima mío, como si su transpiración fuera lluvia que caía por todas partes. Me parecía asqueroso, pero sabía que tenía que mantenerlo feliz, porque eso era lo que Jeffrey y Ghislaine esperaban de mí”, narró la mujer.

A la salida de allí, dijo la mujer, Maxwell “me dice que tengo que hacer por Andrés lo que hago por Jeffrey, y eso me dio asco”, añadió. Luego, dijo, el príncipe abusó de ella en la casa londinense de Maxwell. Al principio, estaban en un baño, luego se movieron hasta otra parte de la casa. “No duró mucho el procedimiento completo. Fue asqueroso. Él no fue brusco ni nada por el estilo, pero (al terminar) se puso de pie y dijo ‘gracias’ y salió de la habitación”, narró.

Giuffre aseguró que Epstein y Maxwell la forzaron a tener relaciones sexuales con el príncice dos veces más, una en la casa neoyorquina del millonario y otra en una isla privada que él tenía en el Caribe.

En un segmento del programa, Giuffre explicó entre lágrimas que fue “una parte tenebrosa de mi vida, en la que un miembro de la Familia Real británica, alguien a quien la gente observa como un modelo de conducta, abusó de mí. “Tuve la sensación de que me usaban como un plato que se pasaban entre ellos”, definió.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ