Los Súper Ratones en el auditorio Caras y Caretas

Un acto de fe y amor a la música

La banda brindó un mini recital en el marco de la distinción como Personalidad Destacada de la Cultura, por parte de la Legislatura porteña. En todo momento se evocó la figura de Person Properzi, baterista y cantante fallecido el año pasado.
Los Súper Ratones, una banda con más de treinta años de trayectoria.Los Súper Ratones, una banda con más de treinta años de trayectoria.Los Súper Ratones, una banda con más de treinta años de trayectoria.Los Súper Ratones, una banda con más de treinta años de trayectoria.Los Súper Ratones, una banda con más de treinta años de trayectoria.
Los Súper Ratones, una banda con más de treinta años de trayectoria. 

“Vamos a seguir con canciones que son muy difíciles de cantar.” Iba por “Lo de más es lo de menos”, el cuarto tema del mini recital que los Súper Ratones brindaron en el auditorio Caras y Caretas de la UMET para agradecer la distinción como Personalidad Destacada de la Cultura por la legislatura de Buenos Aires, cuando Mario Barassi, guitarrista y cantante, destrabó la congoja de su garganta. El motivo era claro: la ausencia física y muy sentida de José Luis “Person” Properzi, baterista y cantante que había fundado la banda junto a Fernando Blanco, allá por los dorados ochenta, y que ya no estaba para disfrutar del halago. “Lo extrañamos mucho, pero seguimos adelante con la idea que él tenía de continuar, como canta en la canción ‘Yo sigo’. Así tomo este reconocimiento, como un acto de fe y amor a la música, y a un grupo de amigos que va a luchar siempre y va seguir adelante”, había dicho Agustín Insausti, tecladista y cantante, cuando le tocó hablar con motivo del reconocimiento institucional a una trayectoria musical y humana, de más de treinta años. 
La iniciativa correspondió a la jefa del Bloque Peronista de la Legislatura porteña, María Rosa Muiños, y el breve pero emotivo acto mezcló palabras, músicas, imágenes y lágrimas. “Bueno, estoy muy contento de estar compartiendo este reconocimiento con mis amigos, y familia, y, bueno, es darle gracias por elegirnos entre los demás. Es muy emocionante acordarse de mi amigo Person”, dijo, por su parte, el bajista y también cantante Pablo Díaz, con la voz absolutamente entrecortada, y la imagen de otro histórico, el guitarrista Oscar Granieri, llorando detrás bajo una tan sentida inundación de aplausos que el maestro de ceremonias Adrián Korol, tuvo que matizar con algún chiste. “¿Cómo es la vida, no?... una de cal y una de arena. Un día Bob Dylan, otro día Donald Trump, bueno, pero tenemos a los Súper Ratones, que es una banda de música, sí, pero también es muchas más cosas”, moderó el humorista para dar paso a la música. 
Con imágenes en pantalla gigante que resaltaban la figura viva y enérgica del evocado baterista mediante diversos videos, la banda salió a tocar con el guitarrista y cantante Barassi al frente, más todos los mencionados en la retaguardia. Arrancaron con el cálido viento de mar en la cara que provoca “Esperando al sol” (esa que dice “Si me acompañan voy a perseguir el sol”). Siguieron con la más poderosa “Todo el mundo te hace algo”, mitad en castellano, mitad en inglés; “El último verano”, con Leopoldo Properzi, hermano de Person, que puso en su voz otro guiño hacia su hermano: “Aguantamos todo con piel de cartón”, y algo dijo, también: “Bueno, acá estoy en representación de los Properzi, y después de lo hablado por los chicos es complicado estar acá, por una cuestión de emociones. Trataremos de cantar este tema con el corazón. Creo que hoy, algo de mi hermano está rondando por acá”, dijo el cantante, segundos antes de encarar la sintomática “El último verano”, tema del último disco, el epónimo, grabado en 2008. 
El noveno de un trayecto discográfico que había comenzado en 1990 con Rock de la playa. El concierto, mientras tanto, continuó su senda con la gaita de Ralph Tuero anunciando la muy festejada “Decime qué te hicieron”, y algunos clásicos más.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ