El ministro de Salud cuestionó la vuelta de la Libertadores fijada para septiembre

Ginés González García: "No estoy de acuerdo con lo que hizo la Conmebol"

Imagen: Sandra Cartasso

El ministro de Salud, Ginés González García, expresó su desacuerdo con la decisión de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) de fijar para el próximo 15 de septiembre la reanudación de la Copa Libertadores: "Nosotros priorizamos la vida, obviamente no estoy de acuerdo", dijo la autoridad nacional este sábado, quien además mostró su preocupación sobre la desventaja que implicaría para los equipos argentinos que participan del certamen.

"Hay países que decidieron seguir con el show, sin importarles las muertes. Nosotros priorizamos la vida. Obviamente no estoy de acuerdo con lo que hizo la Conmebol ni con la fecha, pero también quisiéramos que no haya desventaja para nuestros equipos", expresó.

La decisión de la Conmebol de reactivar las competencias impacta sobre la gestión que cada país sudamericano viene desarrollando respecto de la pandemia de coronavirus -por cierto muy disímiles en algunos casos, como en Brasil, donde el fútbol se reanudó cuando el país sumaba un millón de infectados- y sobre sus protocolos sanitarios. En ese contexto, de hecho, sólo Argentina y Bolivia no tienen aún a sus equipos en entrenamiento, lo que marcará, a priori, una desventaja en relación a sus competidores.

En ese sentido, el titular del Ministerio de Salud dejó en claro que el fútbol argentino seguirá condicionado a las consideraciones de los especialistas en relación al mejor manejo de la pandemia: el funcionario se comprometió a trabajar para que los planteles del fútbol "vuelvan cuanto antes" a los entrenamientos, pero aclaró que esa posibilidad estará condicionada por "la situación epidemiológica" en Argentina, que hoy transita el período con mayor cantidad de contagios en la pandemia de coronavirus, con más de 94 mil casos acumulados.

"Le dije a Claudio Tapia (presidente de la AFA) de sentarnos a charlar, aunque sabemos que los protocolos no resuelven la situación. Hay que ver cómo está la situación epidemiológica y en el AMBA tenemos a la mayoría de los clubes. Además hoy una diferencia entre los jugadores de elite y los que no lo son, al igual que con las instituciones", explicó González García, sobre la posibilidad de retorno de los entrenamientos, en diálogo con radio La Red.

El Consejo de la Conmebol determinó el viernes que el próximo 15 de septiembre se reanude la Copa Libertadores. Los protagonistas argentinos de tal reanudación son River, Boca, Racing, Defensa y Justicia y Tigre, pero lo concreto es que no son los únicos involucrados en la decisión del ente máximo del fútbol continental. ¿Por qué? Porque también dispuso que el 27 de octubre regrese la Copa Sudamericana, en la que participan Vélez, Lanús, Unión de Santa Fe, Atlético Tucumán e Independiente.

El ministro de Salud reconoció la postura de la dirigencia del fútbol argentino desde el inicio de la pandemia: "La AFA siempre fue ejemplar en su comportamiento, se mantuvo en línea con lo establecido por el gobierno y nunca se corrió de ahí, más allá de las presiones recibidas. En Argentina nos está yendo bien, a diferencia de los países sin medidas precautorias".

Tras mostrarse cauteloso sobre el regreso de la actividad en el corto plazo, aclaró: "Haremos fuerza para comenzar los entrenamientos cuanto antes pero no podemos decir ahora cuándo lo podremos autorizar". También se refirió a los testeos y su disponibilidad, asegurando que hay "en cantidad y no es un problema" pero que su utilización "no es la solución al coronavirus".

"En el protocolo buscaremos que los jugadores no se cambien en el vestuario, que vayan en autos particulares y que las primeras prácticas sean de a cuatro u ocho y no compartir espacios -agregó-. Obviamente le pediremos el uso del tapaboca, el lavado de manos, no hay demasiados secretos", contó.

Con la cuidada lógica que viene caracterizando la gestión de la pandemia por parte del gobierno argentino, Ginés González reflexionó: "Esto no es matemático. Yo creo que dentro de pocos días los casos van a bajar, pero no hay precisión. El futuro va a ser una incertidumbre. No podemos hacer pronósticos que vayan más allá del corto plazo. Lo que podemos hacer es trabajar todos los días para que el impacto sea menor y lo estamos haciendo".


Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ