La Policía de la Ciudad llegó a las 7 de la mañana, cuando las señales de cable ya transmitían desde el lugar

Sin distanciamiento ni barbijos, masiva fiesta clandestina en Costanera Norte

Sin distanciamiento social ni barbijos, cientos de jóvenes se reunieron este lunes en una fiesta clandestina en plena Costanera Norte, frente al Aeroparque Metropolitano Jorge Newbery. La Policía de la Ciudad recién llegó a la zona pasadas las 7, cuando las imágenes del descontrol ya circulaban por las señales de noticias y las redes sociales.

Según informaron los investigadores, el evento se llevó a cabo a partir de la madrugada del lunes en el parque Benito Carrasco, ubicado entre el espigón del Club de Pescadores y el predio Mandarine Park, habitual escenario de fiestas electrónicas, y reunió a más de 500 personas. 

Allí, pasada la medianoche, comenzaron a llegar cientos de jóvenes en distintos autos, desde los cuales reproducían música y compartían bebidas alcohólicas. La entrada, a diferencia de lo observado en otras fiestas clandestinas clausuradas durante la pandemia, era gratuita. 

La reunión, en pleno centro de la Costanera Norte, pasó desapercibida para la Policía de la Ciudad, que recién llegó al lugar a las 7 de la mañana, cuando los móviles de televisión ya estaban transmitiendo en vivo y en las redes sociales ya circulaban imágenes del masivo evento.  

Ante la tardía llegada de patrulleros, los participantes de la fiesta se dispersaron por los alrededores. La Policía de la Ciudad, según se pudo reconstruir, solo se limitaron a recorrer el lugar, por lo que ninguno de los jóvenes fue notificado por la violación del Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio.

Tampoco se realizaron controles de alcoholemia en las inmediaciones, pese a que la gran mayoría de los asistentes se había acercado en automóvil o moto a la fiesta, que se caracterizó por el gran consumo de alcohol. 

La zona amaneció cubierta de latas, cartones y botellas. Los recolectores de residuos y personal del Ministerio de Ambiente y Espacio Público, aseguraron a AM750 que “no se respetaron los protocolos sanitarios”.

“Te das cuenta por las botellas que hay que muchos no respetaron los protocolos” comentó uno de los trabajadores. Y agregó: “Estábamos en Parque Saavedra y nos mandaron para acá, nosotros siempre con barbijo pero ellos no”.

Tras la viralización del caso, Felipe Miguel, jefe de Gabinete porteño, informó que el encuentro comenzó alrededor de las 4 y reconoció que la Policía recién llegó pasadas las 7. 

En declaraciones televisivas, recordó que todavía "no están habilitadas las fiestas masivas" en el ámbito porteño y advirtió que "los riesgos de contagio siguen presentes y dependen del comportamiento" de la sociedad.

"Es muy importante que la gente entienda que no se superó la pandemia", agregó.  

De acuerdo con testimonios recogidos en la zona, ese tipo de encuentros masivos ya se venían repitiendo en el lugar. De hecho, en la madrugada del día anterior se había desarrollado otra fiesta igual de multitudinaria.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ