Desprecia a "vagos e inútiles que viven a costa del Estado", pero se anotó para cobrar el ATP

La larga lengua de Etchevehere

El ex ministro de Macri admitió que su empresa gestionó el ATP que él, como empleado, cobró. "Fue un error, ya lo devolví". 
Imagen: Jose Nicolini

La frase emblema de la derecha argentina, "manga de vagos e inútiles que viven a costa del Estado", le salió cara al ex funcionario macrista Luis Miguel Etchevehere. Tras publicar su agresión en un cruce con Juan Grabois en redes sociales, los vagos e inútiles contraatacaron y Etchevehere tuvo que dar explicaciones.

"Usted le usurpó tierras a una escuela pública. Usted estafó al Estado con créditos a tasa subsidiada para pequeños productores que se llevó a su bolsillo. Usted cobró el ATP". Le respondieron desde Proyecto Artigas, la red integrada por movimientos sociales, profesionales del derecho y la comunicación que se dio a conocer hace unos meses de la mano de la lucha por una reparación histórica para la única hija mujer de la familia, Dolores Etchevehere, luego de años de sufrir violencia económica y psicológica por parte de sus tres hermanos varones.


"Se aprobó tu pago ATP cobrarás el día 26/05/2020 en tu cuenta bancaria. La diferencia de su haber debe abonarla su empleador", es el mensaje que aparece en la página de Anses al ingresar el cuil de Luis Miguel Etchevehere en la solapa de consultas sobre el trámite del salario complementario. 

Ayuda del Estado

El multimillonario que critica sistemáticamente a quienes cobran planes sociales fue efectivamente beneficiario del programa creado por el Estado como un paliativo para las empresas cuya actividad se vio reducida por las medidas de aislamiento producto de la pandemia. 

En una entrevista con el sitio Análisis Digital de Entre Ríos, el productor agropecuario aclaró que los ATP fueron depositados por error a la firma Etchevehere Rural SRL. “Terminé la función pública en la Sociedad Rural y el Ministerio (de Agricultura) y volví a mi trabajo en la firma Etchevehere Rural SRL que es consignataria de hacienda e inmobiliaria. Soy empleado de la firma. A principio de abril, cuando el Gobierno anunció que habría ayuda para las empresas, se precisó que se inscriban todas las empresas para ver si calificaban para recibir el beneficio”, dijo.

Explicó que el 26 de mayo depositaron en los CBU de los empleados un monto corespondiente al sueldo de cada uno. Los 50 empleados, incluido el propio ex ministro, cobró un porcentaje de su sueldo por parte del Estado, equivalente a entre uno y dos salarios mínimos. Luego lo tuvo que devolver, porque no correspondía que lo cobre: el sector ganadero nunca paró de trabajar en la cuarentena por ser considerado "esencial" y por lo tanto no se había visto afectado por la pandemia.

"Averiguamos ese mismo día como devolver ese dinero, porque la consignataria siguió trabajando", sostuvo. La devolución se hizo efectiva mediante un "Volante de Pago Electrónico" (VEP), afirmó luego.

Búmeran

La chispa que encendió el ex ministro le volvió recargada. Desde el Proyecto Artigas realizaron un trabajo casi etimológico para responder, parte por parte, las agresiones del ex ministro:

"Sin rendir cuentas a nadie”: "¿Dónde están los balances de las empresas? ¿Realmente devolvió el bono de 500.000 a la SRA? ¿Qué pasó con los dividendos de Etchevehere Rural S.R.L que se llevaba a su bolsillo? No se olvide que Al Capone cayó porque no le cerraban los números". “Trabajar de verdad en el campo”, le respondieron.

“Cometiendo delitos” : "Bueno, sin palabras. Evasión fiscal, administración fraudulenta, vaciamiento, lavado de dinero, violencia, extorsión, estafa, trabajo esclavo, usurpación. Estos son algunos de los delitos que se conocen, por ahora. Deje de proyectar, Señor Etchevehere".






Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ