Echó de una plaza a dos chicas por besarse
La Policía de Morón no quiere lesbianas
Policías del distrito gobernado por el macrista Ramiro Tagliaferro les ordenaron a dos adolescentes separarse con al argumento de que hacían "algo inmoral". "Estaban una arriba de la otra", les dijeron a quienes salieron en defensa de las chicas.
El hecho ocurrió en la plaza Alsina de Morón, donde gobierna Ramiro Tagliaferro.El hecho ocurrió en la plaza Alsina de Morón, donde gobierna Ramiro Tagliaferro.El hecho ocurrió en la plaza Alsina de Morón, donde gobierna Ramiro Tagliaferro.El hecho ocurrió en la plaza Alsina de Morón, donde gobierna Ramiro Tagliaferro.El hecho ocurrió en la plaza Alsina de Morón, donde gobierna Ramiro Tagliaferro.
El hecho ocurrió en la plaza Alsina de Morón, donde gobierna Ramiro Tagliaferro. 

Ni la ley de matrimonio igualitario ni la legislación que permite que una pareja del mismo sexo pueda adoptar hijos ni los avances en la igualdad de derechos de los últimos años, ni nada. Para la Policía Municipal de Morón, que dos chicas adolescentes se besen o abracen en una plaza pública “es un acto contra la moral”. “¿En qué posición estaban?”, las increpó uno de los agentes que se acercó a una pareja para exigirles que se separen.

El hecho ocurrió el miércoles pasado alrededor de las 18:30 en la plaza Alsina, de Villa Sarmiento, localidad de Morón, el partido que gobierna Ramiro Tagliaferro, intendente de Cambiemos y ex marido de la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal. El final de la secuencia fue filmado por una testigo que pasaba casualmente por allí y se acercó para ver lo que ocurría.

“Era un día nublado y no había nadie en la plaza”, contó a Página/12 Verónica Luque, la testigo. Antes de que los policías entraran en escena contra las adolescentes, "que tenían entre 16 y 17 años", ella había pasado por el lugar y las vio “sentadas en un banco, una enfrente de la otra como cualquier pareja”. Minutos después, volvió a cruzar por allí y los agentes hablaban con las chicas.

Según le contaron las adolescentes, los municipales “les habían pedido que se separaran porque (estar así) ‘era algo inmoral’ y porque ‘había chicos en la plaza’”. Según la testigo, en los alrededores no había nadie, solo un hombre paseando a un perro. Fue entonces cuando comenzó la escena registrada en el video publicado en las redes sociales.

-Estamos cuidando la plaza y acá hay menores –argumentó un uniformado.

-Las chicas no estaban haciendo nada ilegal –respondió la testigo.

-Nadie les dijo que estaban cometiendo un delito. Como estaban una arriba de la otra, se les pidió amablemente de que desistan de esa posición.

Luego, la discusión fue por los fundamentos con que los policías amonestaron a la pareja. En la escena se oye cómo uno de los efectivos no quiso identificarse mientras y le dijo que debía remitirse “a un destacamento de la localidad de El Palomar”. El otro sí lo hizo. Ambos negaron haber increpado a las chicas por ser lesbianas y adujeron haberlo hecho por supuestos reclamos de vecinos molestos ante “las exhibiciones” de la pareja en la plaza. “No pueden estar así”, añadió y las acusó de estar “una arriba de la otra”.

Luque siguió defendiendo a la pareja y les pidió a los agentes que precisaran qué legislación les impedía estar juntas en un espacio público. No le supieron responder. “Solo decían que era una cuestión de moral y que lo hubieran hecho con cualquier pareja”. Inmediatamente se acercaron otros dos agentes de la Policía Bonaerense a respaldar a sus camaradas. Luego de esto, las adolescentes, “que tenían entre 16 y 17 años”, se fueron de la plaza. “Cuando vi que eran cuatro me dio miedo”, reconoció.

Este diario se comunicó en tres oportunidades con la Municipalidad de Morón para que las autoridades den su versión de los hechos o las explicaciones que correspondiesen, pero la requisitoria no tuvo respuesta.

“Si los policías que te van a cuidar se van a regir por su propia moralidad y no se van a querer identificar, la verdad que deja una sensación de mayor inseguridad de la que ya vivimos”, reflexionó Verónica. No obstante, agregó, la clave está en “tomar coraje” y no ser indiferentes ante situaciones como esas, “porque si ahora las dejamos pasar, luego se van a venir cosas peores”.