La energía eléctrica se encareció 71 por ciento en un año
Precios con alta tensión
El índice de precios mayoristas del Indec trepó 1,9 por ciento en agosto, manteniendo un nivel elevado tras el alza de 2,6 por ciento de julio. En la comparación interanual, el tarifazo eléctrico lidera las subas.
El incremento de la energía repercute sobre los costos de la producción industrial.El incremento de la energía repercute sobre los costos de la producción industrial.El incremento de la energía repercute sobre los costos de la producción industrial.El incremento de la energía repercute sobre los costos de la producción industrial.El incremento de la energía repercute sobre los costos de la producción industrial.
El incremento de la energía repercute sobre los costos de la producción industrial. 

Los precios mayoristas aumentaron durante agosto 1,9 por ciento y en lo que va del año acumulan un alza del 12,4, según informó ayer el Indec. El incremento en doce meses se ubicó en 15,6 por ciento, el cual se explicó por un ajuste de 15,9 por ciento en el total de productos nacionales y de un 12,2 en importados. Por su parte, el costo de la construcción aumentó en el mes 1,1 por ciento y contra agosto del año pasado, 21 por ciento.

Los precios mayoristas impactan principalmente en la estructura de costos de la industria manufacturera. La devaluación del peso previa a las PASO y el encarecimiento de los créditos para la producción fueron elementos centrales para explicar el aumento del mes pasado, siguiendo la línea de julio, cuando ya habían dado un salto de 2,6 por ciento. “No considero que el movimiento cambiario explique por sí sólo el aumento, salvo en alimentos y en algunos servicios en particular. Lo que sucede a nivel general es que la inflación núcleo sigue muy alta –1,5 promedio– y el Gobierno no sabe cómo bajarla: metas de inflación y tasas de interés altas no es la receta”, indicó a este diario el economista Arnaldo Bocco, director del Observatorio de Deuda Externa de la UMET. 

Esta política impacta tanto sobre los precios minoristas como mayoristas. Tal es el caso del IPC, que, según el ente oficial, acumula en los primeros ocho meses del año un alza de 15,4 por ciento, acercándose, cuando faltan cuatro meses para finalizar 2017, a la meta de 17 por ciento que prometió el Gobierno para todo el ejercicio.

En el caso de los precios mayoristas, los rubros con mayores subas en agosto fueron los agropecuarios, con el 3,8 por ciento, y por petróleo y gas, con el 2,7. En el segmento de manufacturas, las subas más pronunciadas fueron en máquinas y aparatos eléctricos (4,4 por ciento), metálicos básicos (2,6), minerales no metalíferos (2,5), máquinas y equipos (2,2), madera y afines (2,1) y textiles (1,8). En el cotejo interanual, los aumentos de precios mayoristas fueron liderados por la energía eléctrica que, luego de los tarifazos, marcó un alza interanual de 71,1 por ciento. Varios escalones por debajo se ubicaron los aumentos en tabaco (46 por ciento), minerales no metálicos (23,1), químicos (21,1), alimentos y bebidas (20,8), metálicos básicos (18,5) y textiles (17,8). 

El Indec también difundió el Indice del Costo de la Construcción en el Gran Buenos Aires correspondiente agosto, que arrojó un alza de 1,1 por ciento contra julio previo, explicada por un aumento de 2,2 por ciento en materiales, de 0,6 en mano de obra y de 0,7 en gastos generales. En lo que va del año el costo acumulado subió 31,7 por ciento. En el análisis por ítem de obra, los mayores incrementos en agosto fueron para instalación sanitaria y contra incendio, con un 4,3 por ciento, vidrios (2,9) y trabajos de gas (2,8). El aumento en el costo de mano de obras surge de un alza de 3,2 por ciento en subcontratos de mano de obra y de mantenerse prácticamente sin variación el ingreso de los asalariados. En el segmento de gastos generales, el aumento estuvo explicado principalmente por los costos de alquiler de los andamios (4,8 por ciento) y de los contenedores de tipo volquete (5,7).