EL MUNDO › LLEGO A COLOMBIA, LA PRIMERA PARADA DE SU RECORRIDA LATINOAMERICANA

El vice de Obama se pasea por la región

El vicepresidente fue recibido en la Casa de Nariño –sede del Ejecutivo colombiano– por el mandatario Juan Manuel Santos. Esta es la cuarta gira latinoamericana de Biden, quien visito Colombia por última vez en el 2000, cuando era senador.

El vicepresidente de EE.UU., Joe Biden, inició ayer en Colombia una visita oficial por tres países. Su gira incluye además Trinidad y Tobago y Brasil, con quienes buscará afianzar los vínculos económicos y comerciales entre el norte y el sur del continente. Esta es la cuarta gira latinoamericana de Biden, quien visitó el país sudamericano por última vez en el 2000, cuando era senador, en plena implementación del Plan Colombia y a la mitad del proceso del Caguán, en tiempos en que gobernaba Andrés Pastrana. “Ahora el tono no es ‘qué puede estar haciendo Estados Unidos en la región’, sino ‘qué puede hacer por la región’ y eso es muy importante”, resaltó la canciller colombiana, María Angela Holguín.

El vicepresidente fue recibido en la Casa de Nariño –sede del Ejecutivo colombiano– por el mandatario Juan Manuel Santos y posteriormente ofrecieron una declaración conjunta. “Tuvimos una reunión muy fructífera. Hablamos por más de dos horas sobre temas que tienen que ver con energía, educación, medio ambiente, comercio y seguridad”, dijo Santos. “Me manifestó además el deseo de los Estados Unidos de ser observador en la Alianza del Pacífico. Le respondí que Colombia apoyaría sin duda esa solicitud y que la presentaríamos al resto de los países en el consejo de ministros que se va a reunir en el futuro próximo”, agregó el jefe de Estado. Por su parte, Biden elogió al colombiano por los avances en las negociaciones con las FARC y por su liderazgo regional. “Con Colombia , en el 2000, yo venía y siempre hablábamos de seguridad. Ahora el tema no es el de la seguridad. Ahora el tema es el de la prosperidad”, afirmó el vicepresidente. Asimismo, Biden subrayó que igual que Estados Unidos apoya a los líderes latinoamericanos en el campo de batalla los apoya en la mesa de negociaciones, y consideró un éxito notable la entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio (TLC), en mayo de 2011, que hizo que aumentaran 20 por ciento las exportaciones de Estados Unidos a Colombia. Abogó además por una mayor integración de las economías del continente y, en ese sentido, destacó el rápido crecimiento de la Alianza del Pacífico, bloque fundado por Colombia, Chile, México y Perú.

Más tarde, Biden atendió compromisos empresariales relacionados con el primer aniversario de la entrada en vigor del TLC entre Colombia y EE.UU. Después de estos actos, el vicepresidente se trasladó a Catam, el aeropuerto militar de Bogotá, donde depositó una ofrenda floral en memoria de los caídos en combate. Tras la ofrenda, Biden dejó Colombia con rumbo hacia Trinidad y Tobago, para proseguir su visita oficial, donde se reunirá hoy con la primera ministra de ese país, Kamla PersadBissessar. El miércoles, ya en Brasil, el vicepresidente pronunciará un discurso en Río de Janeiro enfocado en mostrar al país como un socio estratégico para Estados Unidos, y después visitará un centro de la petrolera estatal Petrobras para abordar la cooperación energética bilateral. De Río de Janeiro, Biden se trasladará a Brasilia para reunirse con la presidenta brasileña, Dilma Rousseff. Estados Unidos quiere estrechar lazos con la primera economía de América latina, que forma parte del BRICS, el grupo de potencias emergentes que integra con Rusia, India, China y Sudáfrica. Washington ha expresado más de una vez su intención de proyectar el liderazgo regional de Brasilia.

La visita de Biden a Colombia viene a completar la gira que a principio de mes emprendió el presidente Barack Obama por México y Costa Rica. El objetivo de la Casa Blanca es relanzar la relación con la región y llevarla al ámbito de la cooperación y de los intercambios comerciales. Según el Departamento de Estado y la Oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental, la estrategia es replantear el vínculo con América latina y el Caribe en otros términos, sin encasillarlo en temas como narcotráfico, seguridad y migración. En este contexto, los presidentes de Chile y Perú visitarán la Casa Blanca el próximo mes. Junto con Santos y el presidente mexicano Enrique Peña Nieto, Sebastián Piñera y Ollanta Humala se reunieron la semana pasada en la ciudad colombiana de Cali para participar de la Cumbre de la Alianza del Pacífico, donde buscaron revitalizar el bloque político-económico que concentra a más de 210 millones de personas y que tiene como finalidad comerciar conjuntamente con Asia y otras regiones del mundo. Biden expresó la voluntad de Estados Unidos de ser observador del bloque, al que se incorporó formalmente Costa Rica.

Pese a que la gira busca, sobre todo, reforzar las alianzas, principalmente comerciales y económicas, también servirá para abordar temas de interés regional, como la situación política en Venezuela, tema que preocupa a la Casa Blanca. Biden viaja acompañado por la subsecretaria de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental, Roberta Jacobson; el subsecretario de Comercio para Asuntos Internacionales, Francisco Sánchez, y por el director de Asuntos del Hemisferio Occidental del Consejo Nacional de Seguridad, Ricardo Zúñiga.

Compartir: 

Twitter
 

Santos y Biden en la conferencia de prensa en el palacio Nariño de Bogotá.
Imagen: AFP
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.