espectaculos

Jueves, 5 de julio de 2012

CULTURA › MEMORIA ILUSTRADA 2012, EN EL CENTRO CULTURAL RECOLETA

AMIA, una muestra para no olvidar

Hasta el 22 de julio y con entrada gratuita, la exposición de Junín 1930 enhebra relatos e imágenes que no se limitan al atentado, sino que recuerdan otros casos aún sin justicia.

Los relatos breves de ocho autores se unen con una vasta y sorprendente serie de ilustraciones en la búsqueda de perpetuar el recuerdo y “poner freno al accionar corrosivo del olvido” en una exposición del Centro Cultural Recoleta. La muestra, titulada Memoria Ilustrada 2012. Cuentos para No Olvidar, fue pensada para chicos y jóvenes, en conmemoración del 18º aniversario del atentado a la AMIA, el próximo 18 de julio. Los escritores Canela, Eduardo Abel Giménez, Enrique Melantoni, Márgara Averbach, Verónica Sukaczer, Graciela Repún, Paula Bombara y el cineasta Daniel Burman son algunos de los que participarán. “La única posibilidad de construir identidad es recordando, no como pérdida y nostalgia, sino como compromiso hacia el futuro”, aseguró Elio Kapszuk, responsable del Espacio de Arte AMIA, e ideólogo de la exposición junto con Mónica Weiss.

De la exposición emerge una amalgama de sensaciones que viajan por los caminos del dolor, la tristeza y la melancolía, pero también de la imaginación y el juego. Pensada para “personas de 8 a 108 años”, la propuesta iguala la sorpresa y la mirada atenta de padres con sus hijos o espectadores ocasionales, que a partir de los relatos se sumergen en las ilustraciones, en una suerte de combo lúdico que atenta contra el olvido. “El primer prejuicio que tenemos que romper es que hablar de algo doloroso a los niños es causarles dolor. No tiene sentido explicarles sobre los avatares de la investigación, pero sí pueden entender que todavía no se encontró a los culpables, que no hay justicia”, describió Kapszuk.

Además de la exposición, los organizadores pensaron otras acciones para resistir al olvido. Y en este sentido, publicaron el libro juvenil Una mañana de Julio, cuyo título remite al relato de Enrique Melantoni que se expone en la sala, y que será distribuido en escuelas primarias y secundarias, para que sea trabajado en las aulas. Con la misma idea de que el arte es un facilitador para que los adultos puedan explicar a los chicos, fue elaborado un juego “memotest” con imágenes que recuerdan temas que exigen memoria, como la tragedia de Cromañón o el asesinato de José Luis Cabezas. En ese sentido, Kapszuk destacó que, “si bien muchas de las acciones que hacemos tienen un origen, entendemos que la identidad de nuestro país es construida a partir de lo que podemos recordar. No sólo no nos tenemos que olvidar de la AMIA, tampoco del caso Marita Verón y de otros casos que aún siguen sin justicia”. La muestra se puede visitar hasta el 22 de julio en Junín 1930, con entrada libre.

Compartir: 

Twitter
 

El relato de Enrique Melantoni también se expone en la sala del Recoleta.
 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared