espectaculos

Miércoles, 8 de marzo de 2006

MUSICA › OTRO CANTAUTOR PARA LA CANCION LATINOAMERICANA

Alejandro Filio, mucho más que un Silvio Rodríguez mexicano

El músico vino a registrar escenas del DVD basado en su show en el ND Ateneo.

 Por Karina Micheletto

Es “el Silvio Rodríguez mexicano”, según la presentación que, como toda comparación por proximidad, es muy a grandes rasgos. En la Argentina muchos lo conocieron cuando, unos años atrás, León Gieco lo invitó a acompañarlo en algunos de sus conciertos. Ahora, con cierto sector del público ganado en base al boca a boca, Alejandro Filio vino y devolvió la gentileza: en su último concierto en el Ateneo, mostró sus canciones con Gieco como invitado, además de Pedro Aznar y Juan Carlos Baglietto. Ese recital será la base para un DVD, que ahora está terminando de grabar en locaciones porteñas. Además de “muy buenos amigos”, el trovador apuesta a consolidar aquí una base para sus canciones, y para eso, dice, “arriesgamos e invertimos de nuestro bolsillo”. El plural la incluye a Maru Gallardo, su esposa desde hace 15 años y “productora, manager, socia y cómplice en el sueño común de dignificar la canción mexicana, según define Filio”.

Su último disco, Un secreto a voces (de los quince que grabó en su carrera, sólo éste y F fueron editados en la Argentina, por el sello Random), reúne como invitados a catorce trovadores de habla hispana alrededor de las canciones de autoría de Filio. Allí está ese cubano con quien todos lo comparan, Silvio Rodríguez, y también Vicente Feliú, Luis Eduardo Aute, Víctor Manuel, Tania Libertad, Pedro Guerra y los argentinos Gieco, Baglietto, Alejandro Lerner y Alberto Cortez, entre otros. Algo así como un recorrido por cantautores de distintas latitudes, en sus diferentes formas. “Ese disco me ha permitido algo que no todos pueden lograr: hacer amigos con el trabajo”, dice el trovador.

–¿Por ejemplo?

–Con Gieco el primer click para acercarnos fue por escuchar el trabajo del otro, y después como personas o compañeros. Yo ya lo admiraba, por supuesto. Luego él escuchó mi música y le gustó, me animé a convidarlo a que cantara conmigo y se identificó con un tema, Un precio. Recién después nos identificamos desde lo humano, porque encontramos objetivos en común, formas de ver la carrera, una congruencia como cantantes urbanos, contadores de historias, despertadores de conciencia social y en el compromiso que esto conlleva. Ahí el click fue más profundo. Con Aznar fue similar, él eligió compartir una canción que habla de un poema del mexicano Jaime Sabines, y cuando nos conocimos empezamos a notar todo lo que compartíamos: la forma de hacer música y cantar, el empeño por defendernos nosotros mismos de todo lo que son las compañías trasnacionales, el tomar el control y buscar un camino propio y alternativo.

–¿Se puede hablar de una trova que reúna a la canción latinoamericana o lo que hay son amistades como las que usted describe?

–Hoy no hay ningún movimiento que nos congregue, pero sí hay cosas que nos unen, puntos en común: el no estar de acuerdo con una política mundial económica, con el comportamiento de los gobernantes que se van aliando por fuera de todos los valores que sostenían, ese tipo de premisas. Pero una congregación de músicos latinos o hispanohablantes, no creo que exista.

–¿Y cree que puede existir?

–En la forma de proyectos como el de Un secreto a voces, de esas pequeñas maneras. Pero aquellos festivales grandes que se hicieron en cierto momento en la Argentina, Chile o Cuba, no se dan más. Hoy los que estamos interesados en las mismas cosas nos reunimos de una forma casi natural, pero no hay nada que nos congregue por fuera, como un verdadero movimiento latinoamericano.

–En este momento, México es un lugar fuerte del pop melódico, una base para la maquinaria del famoso boom latino. ¿Cómo maneja desde allí una carrera de trovador?

–¡Desde la acera del frente! Muy al margen de todo eso. El trabajar en solitario, con estas convicciones, me ha dado más solidez como artista.

Compartir: 

Twitter
 

“Con Gieco tenemos una congruencia como cantantes urbanos, despertadores de conciencia social.”
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.