espectaculos

Miércoles, 11 de junio de 2014

MUSICA › ALBERT PLA, EL MáS CíNICO Y POLéMICO DE LOS CANTAUTORES CATALANES

“Que se vengan todos a España”

Con su acidez habitual, el artista señala que a partir de la abdicación del rey Juan Carlos “se acabaron todos los problemas” en su país. Acompañado por Diego Cortés, Pla presentará hoy y mañana su espectáculo Manifestación (Tu vida es una puta mierda y lo sabes).

 Por Yumber Vera Rojas

Después de la sorpresiva noticia de la abdicación del rey Juan Carlos I, España vive horas de incertidumbre, ya que hoy el Congreso nacional, si el guión constitucional no se corre de su final pochoclero, confirmará a Felipe VI como nuevo monarca de los españoles, lo que por defecto provocará que Leticia Ortiz se convierta en la primera reina de origen plebeyo de ese país. No obstante, antes de que le pongan el sello de autenticación al documento oficial, Albert Pla advierte las consecuencias del histórico acontecimiento. “Si bien es cierto que los republicanos están haciendo protestas para evitar la coronación del príncipe, la policía, en vez de reprimirlos, se está cambiando al bando de los manifestantes”, dibuja el cantautor catalán. “Yo creo que ya está, que el resto de los políticos españoles está poniéndose en manos del poder popular y que los banqueros están devolviéndole las tazas a la gente. Me parece que la información que el resto del mundo tiene acerca de lo que está pasando en España está errada.”

–No lo dice en serio...

–Te lo juro. Se acabaron todos los problemas. A partir de ahora no va a haber corrupción ni injusticias, ni pobreza. Nos dejarán llevar los calzoncillos por fuera, usaremos las zungas para soplarnos las narices, y el ejército fundirá su armamento para hacer casitas de aluminio. Los curas ya no les meterán mano a los niños, y todo el mundo será feliz. Les pido a los inmigrantes del mundo, a los ciudadanos que tengan problemas en esta época, que se vengan a España, pues se les va a dar trabajo, seguridad social y una jubilación digna.

Pla es capaz de intimidar por su ambivalencia al momento de hablar. Por eso, si bien causó zozobra por la revelación en sí, no sorprendió la parquedad del comunicado oficial que en enero último anunciaba que el artista de 47 años había sufrido un infarto, lo que, pese a que se encontraba estable y fuera de peligro, lo obligó a cancelar Manifestación (Tu vida es una puta mierda y lo sabes), el espectáculo músico-teatral, cuya gira sudamericana cerrará esta noche y mañana en Buenos Aires, en Niceto Club (Niceto Vega 5510), y en la que lo acompaña Diego Cortés, guitarrista gitano (nacido en Barcelona) de tradición flamenca. “Vamos a cantar canciones”, explica el artífice de temas como “El lado más bestia de la vida” o “Sufre yo” (incluida en la banda de sonido de la película Carne trémula). “No sabemos muy bien qué haremos, pues depende del sitio en el que nos encontremos. Interpretaremos temas que ya tenemos, al igual que algunos nuevos y otros que no estamos acostumbrados a presentar.”

–¿Cómo se conocieron?

–A Diego lo conozco desde hace un montón de tiempo. Yo era admirador suyo de cuando era pequeño. En los noventa, entré en una oficina de management, que era la misma de su grupo de aquella época, Jaleo, y así pude hacer una gira con ellos. Si bien la agrupación más adelante se separó, seguimos frecuentándonos. Siempre tenemos algo para contarnos.

En octubre del año pasado, un mes antes del estreno de Manifestación, tragicomedia acerca de un hombre atrapado en una marcha, que se va perdiendo en otras hasta que se da cuenta de que no sabe por qué está protestando, el iconoclasta juglar originario de Sabatell (quien regresa a la capital argentina a cuatro años de su última actuación en la misma sala que lo recibirá ahora), fue la comidilla de todos los medios de la nación europea al aseverar al diario gijonés La Nueva España que siempre le ha “dado asco ser español”, lo que ocasionó que le cancelaran un show en la ciudad asturiana. Aunque semanas más tarde, en una entrevista a la estación RAC1, Pla (quien colaboró con artistas como Fermín Muguruza, Quimi Portet, Kase.O y Kiko Veneno), confesó, tras señalar que estaba acostumbrado a la censura, que si se hubiera imaginado que sus declaraciones tendrían ese impacto, “ese pollo no lo digo, ni loco”.

–Considerando su fama de polémico y hasta de cínico, ¿qué tan convencido está del concepto de cada obra o de cada disco que presenta?

–No lo sé. Estaba convencido de que el Barça ganaba la Liga este año, pero no sucedió así. Por lo que uno a veces acierta, y en otras ocasiones no, sobre todo cuando te preguntan tantas cosas.

–¿Le gusta más su rol de músico, de performático o de actor?

–Una vez, cada dos años, hago un espectáculo. La obra la presento durante un año y medio, y al final sale la propuesta de hacer el disco. Al final es lo que a la gente le queda. Sin embargo, lo bonito del teatro y del escenario es que llega un momento en que ya no sirve para nada. Nunca se repite, es lo más raro de este mundo.

–El año pasado hizo la obra para niños Rolf & Flor con el grupo musical The Pinker Tones y recientemente terminó una película del realizador Isaki Lacuesta. ¿Prepara algún nuevo disco? No edita ninguno solista desde La diferencia (2008).

–De Manifestación, no voy a hacer ningún disco. Pero estoy empezando a trabajar en uno próximo, quizá para el año que viene.

–El año pasado se cumplió una década de la aparición de uno de sus álbumes más emblemáticos, Cançons de amor i droga. ¿Cuánta estima le tiene a esa realización?

–Más que un álbum, era la creación de un espectáculo. Pero creo que es mi preferido de todos los que hice. A mí me gusta que las canciones cuenten historias diferentes.

–La locura, las drogas o la oscuridad son temas recurrentes en su obra. ¿En qué se inspira durante el proceso de creación?

–Depende. Uno tiene muchas cosas dando vueltas en la cabeza, y de repente una se pone muy fácil para hacerla. No sabes por qué, y entonces haces eso. Tampoco podías forzar otra. Y si invito a alguien a hacer algo es porque tengo ideas de sobra.

–Cataluña es, hoy por hoy, la gran vitrina musical de España, lo que dejaron por sentado festivales como el Primavera Sound y el Sónar o artistas del calibre de Manel o Joana Serrat. ¿Le inspira confianza este momento?

–Lo veo fantástico. Es el mejor momento del mundo. The Pinker Tones, Joana Serrat, Manel y miles de locos más están haciendo cosas buenísimas, cada uno por su cuenta. Lo más bonito que te puede pasar es que te canten una canción en catalán.

Compartir: 

Twitter
 

Pla cerrará en Niceto Club su gira latinoamericana.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.