espectaculos

Viernes, 19 de septiembre de 2014

MUSICA › BOLEROS DE LA MANO DE DORITA CHAVEZ EN EL HALL DE LA ESTACION

Dos gardenias para Constitución

La iniciativa, organizada por el Ministerio de Cultura de la Nación y el Ministerio del Interior y Transporte, tuvo como objetivo celebrar la pronta llegada de la primavera en un espacio en el que la gente sólo está de paso. Y lo logró, sorpresa incluida.

 Por Sergio Sánchez

La delicada pero imponente voz de Dorita Chávez se abre paso entre vendedores ambulantes, empleados de limpieza y miles de hombres y mujeres que apuran el paso para no perder el tren. Sin prisa y con mucha convicción, Dorita se sube a un pequeño escenario y libera de su garganta un repertorio de boleros indiscutibles, que nadie puede parar de tararear. En realidad, algunos tararean, miran atentamente y hasta se animan a mover la cabeza. Otros, menos afortunados, corren hacia el andén para no llegar tarde a casa. Es que durante una hora y media, el hall de la estación de trenes de Constitución se convirtió ayer en un salón de baile y música al ritmo del bolero. Organizada por el Ministerio de Cultura de la Nación y el Ministerio del Interior y Transporte, la iniciativa tuvo como objetivo celebrar la pronta llegada de la primavera en un espacio en el que la gente sólo está de paso. O, en otras palabras, darle otro sentido a un lugar de tránsito, rutinario y hasta hostil.

Escoltada por tres músicos, Dorita, que lucía un vestido floreado, arrancó con la popular “Dos gardenias” e inmediatamente tres parejas –integrantes de la compañía de danza teatro Pleimovil– empezaron a bailar en medio de la ronda que se había armado espontáneamente. Los pibes y pibas sorprendieron con varias coreografías en homenaje al “mes del amor”. Luego, una de las bailarinas quiso invitar a un chico a bailar, pero a él lo venció la vergüenza y no se animó. Cerca de ellos, un hombre de unos cuarenta años, se acomodó el bolso y encaró hacia la pista. De fondo se escuchaba: “Me importas tú, y tú y nadie más que tú...”, los versos de “Piel canela”. Pausa. Termina la primera intervención. El público empieza a dispersarse y algunos recuerdan que aún no compraron el boleto. Entonces, las filas de las boleterías vuelven a crecer.

De pronto, llega un tren desde Avellaneda. Un grupo de policías se aproxima hacia el hall. Algo pasa. “¡La acadé! ¡La acadé”, se escucha cada vez más fuerte. Hinchas de Racing se dirigen hacia la cancha de Huracán, para alentar a su equipo, que se medirá con Argentinos Juniors por los cuartos de final de la Copa Argentina. Nada para preocuparse. Los muchachos sólo quieren cantar y llegar a destino. Todo puede pasar en el hall de Constitución. A veces, en el medio de la estación, un cura entrega la comunión y charla con los pasajeros.

“Me pareció una excelente propuesta unificar la música, el baile y la llegada de la primavera para la gente que no se lo espera, que viene del laburo, que está cansada y quiere que llegue el fin de semana”, destaca la cantante Dorita Chávez. “Es una forma de romper la rutina. La idea es que parezca casual, pero detrás hay mucha producción. Varias personas se acercaron y me dijeron que no iban generalmente a espectáculos. Estaban muy agradecidas.” La dama dice que este espacio es ideal para mostrar lo suyo a personas que no la conocen, para llegar a otros públicos. “La primavera es la temporada más romántica del año, donde todo florece”, concluye, con una sonrisa, y cuenta que eligió los boleros más conocidos para que “la gente los tuviera en la oreja y moviera la boca”.

La segunda intervención sucede. Pero otro público es el que se arrima al escenario. La frase “el público se renueva” cobra más sentido en este contexto. Suena “Sabor a mí” de los labios de Dorita y un grupo de chicos se quedan hipnotizados. Ella se acerca y les dedica la canción. Mientras baja nuevamente del escenario, la pantalla gigante del hall muestra el resumen de los partidos del domingo. Un tren sale y todo retoma su curso normal.

Compartir: 

Twitter
 

Por un rato, la estación de tren se convirtió ayer en un salón de baile y música al ritmo del bolero.
Imagen: Guadalupe Lombardo
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.