espectaculos

Domingo, 8 de febrero de 2015

MUSICA › BEYONCé Y SAM SMITH LIDERAN LAS NOMINACIONES PARA LOS GRAMMY, QUE SE ENTREGARáN HOY

Gramófonos dorados para los más exitosos

En la ceremonia con la que la industria musical se premia a sí misma actuarán AC/DC, Madonna, Pharrell Williams y Tony Bennett junto a Lady Gaga. Beck, Tom Petty y Arcade Fire son algunos de los nominados. Transmitirá TNT desde las 22.

 Por Federico Lisica

“Es música, así que nunca se sabe”, asegura Neil Portnow, presidente de la Academia Nacional de Artes y Ciencias de los Grammy, sobre los preparativos de quienes tocarán en la ceremonia del próximo domingo. Ese rasgo de espontaneidad sobre un marco ensayado al detalle también puede aplicarse a los premiados en sí. Todavía resuena el “¿Quién carajo son los Arcade Fire?”, frase que pobló las redes sociales cuando los canadienses obtuvieron en el 2011 el premio a disco del año por The Suburbs (venciendo a Eminem, Lady Gaga, Katy Perry). O cuando dos años después los británicos Mumford & Sons obtuvieron el mismo gramófono dorado por Babel. El año pasado, Daft Punk pareció conformar a propios y extraños con el megahit que supuso su placa Random Access Memories. Es que el show business y la industria musical, en medio del vendaval digital, busca su consagración sobre un escenario que es un trampolín para mayores ventas. El evento, que tendrá lugar en el Staples Center de Los Angeles, será transmitido en vivo por TNT desde las 22.

Que un británico y novato como Sam Smith lidere las nominaciones junto al tanque de Beyoncé (ambos con seis candidaturas), habla a las claras de un premio que trata de no perder el radar en lo que a nuevas tendencias se refiere. La cantante, que desplazó a Dolly Parton como la mujer en recibir mayor cantidad de nominaciones en la historia de estos premios, había lanzado su último disco sin previo anuncio y generó más “runrún” que si lo hubiera hecho. Aquello fue considerado una movida de marketing fenomenal para un negocio obligado a reinventarse permanentemente. En ese sentido, en su 57ª edición los Grammy nominaron a artistas noveles como Iggy Azalea, Ariana Grande o Sia junto a otros nombres pesados como Coldplay, Beck, Tom Petty, U2, Jack White, Arctic Monkeys y Arcade Fire.

Este año no habrá una actuación tan trascendente como fue el homenaje del año pasado a los Beatles y su desembarco en Estados Unidos. Se confirmó que Paul McCartney estará tocando, esta vez junto a Rihanna y Kanye West. Madonna también se presentará con temas de su aún inédito trabajo Rebel Heart, dispuesto para el mes próximo. La performance de AC/DC es otra de las más esperadas: se trata de una banda que no acostumbra a los cambios pero que esta vez deberá hacerlos por razones de fuerza mayor. Los australianos lanzaron recientemente Rock Or Bust, pero ya no cuentan con Malcolm Young en segunda guitarra por problemas de salud (lo suplantará su sobrino Stevie Young). Y todavía no se sabe si detrás de la batería estará Phil Rudd, que acarrea problemas legales en Nueva Zelanda.

Ed Sheeran, Pharrell Williams, John Legend, Usher y el colombiano Juanes serán otros de los artistas que actuarán en vivo. “Hará un tema en español, de su disco nominado, lo cual es algo inédito, creo que es la primera vez que se hace. No es muy frecuente que un latino se presente en horario central de la tevé estadounidense cantando en su idioma”, apuntó Portnow. Jorge Drexler, Soledad, Anita Tijoux y Rubén Blades son otros de los que aspiran a un premio. “La importancia de la música de esa región está creciendo mucho, será interesante ver quién gana en sus categorías ya que es un grupo muy diverso de nominados, vienen de distintos países y también de diferentes géneros”, completa Portnow en una entrevista con medios latinoamericanos de la que participó Página/12.

–LL Cool J será nuevamente el presentador, lo cual generó una reacción más bien negativa en las redes sociales. ¿Por qué no hubo un cambio?

–Si uno analiza la historia de los Grammy, verá que hubo muchos cambios en lo referido a presentadores. Hubo músicos como Kenny Rogers y John Denver, e incluso Billy Cristal comenzó aquí como presentador de ceremonias. Hubo años sin presentador. LL Cool J es un icono del rap, un pionero. Es muy respetado en la comunidad musical. No puedo estar más en desacuerdo con esas críticas, tenemos muy buenos comentarios de su interacción con el público. No es un comediante, no le pedimos que haga chistes. Pero el crecimiento de audiencia nos dice que vamos por buen camino.

–¿Cómo se adecuaron al crecimiento de los sellos independientes?

–La industria musical ha cambiado muchísimo. Antes había siete u ocho grandes sellos, de los cuales sólo quedan tres: unos compraron a otros, algunos desaparecieron. En ese sentido, los sellos independientes, que siempre estuvieron en la vanguardia de lo que puede ofrecerse al público, ganaron más lugar. Debo decir que a la Academia no le interesa en sí a qué sello pertenecen los artistas. No hay una preferencia de nuestra parte. Eso es una decisión comercial y a nosotros lo que nos interesa es la música. Son 83 categorías y los que provienen de sellos independientes van en auge, casi el 50 por ciento es técnicamente de ese tipo.

–¿Y en lo referente a la revolución que suponen los formatos digitales y las redes sociales en la web?

–Es una evolución a la que estamos muy pendientes. En términos de ceremonias y de comentarios, superamos al Superbowl. Vamos a ver qué pasa ahora. De hecho, este año las nominaciones se conocieron primero por las redes sociales. Tratamos de estar un paso más allá de lo que es la norma, reevaluando y cambiando.

–¿Cómo lidia la Academia en relación con la filtración de discos, como sucedió con el de Madonna hace algunos días? ¿Hay una posible solución?

–Ojalá tuviera una respuesta a eso. Francamente, es un robo y un tema relacionado con la piratería, de hacking técnico, y sólo podemos esperar y ayudar que se persiga a los que lo cometen. No tendría que ser nuestro problema. Y es un daño muy grande. Pasás tiempo, gastás dinero y energía, entonces alguien lo roba y lo lanza previamente. Es algo horrible.

–Este es su último año como presidente de la Academia. ¿Cuál cree que será su legado?

–Todavía puede ser temprano para decirlo. Me enorgullece haber estado en la creación del museo del Grammy y expandir su nombre a nivel mundial. Los Grammy latinos, obviamente: hoy se han establecido, pero planificarlo y llevarlo a cabo supuso un gran riesgo.

–Lady Gaga y Tony Bennett se presentarán juntos. ¿Es una analogía con lo que la Academia busca en términos de recambio y tradición?

–Es una observación interesante. Tenemos algo que llamamos “momento Grammy” y disfrutamos un montón de planificar. Se trata de conectar artistas que tienen que ver con generaciones y estilos diferentes. Es algo muy inspirador. Tuve la oportunidad de hablarlo con Lady Gaga. Ella en sus comienzos cantaba jazz en clubes de Nueva York, así que al presentársele la chance de hacer algo con Tony se enfocó para lograrlo. Y tuvieron que sortear muchos temas comerciales de sus sellos para hacer su disco. Puede parecer inusual, aunque no lo sea tanto en realidad. Es un buen ejemplo de lo que pueden hacer los músicos. Ellos se las arreglan para juntarse y ahora tendremos la chance de disfrutarlo en nuestro escenario.

Compartir: 

Twitter
 

Madonna adelantará un tema de su disco Rebel Heart en la ceremonia.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.