espectaculos

Sábado, 4 de julio de 2015

MUSICA › MARTIN LIUT Y GUILLO ESPEL CREARON EL ESPECTACULO ZONA CANCION

Territorio para una confluencia natural

 Por Diego Fischerman

Se habla de una zona. Y se habla de la canción. Ni una palabra ni la otra, en este caso, tienen sentidos únicos. Esta Zona canción que se presentará a partir de mañana todos los domingos de este mes en Hasta Trilce (Maza 177) es más bien un territorio de confluencia. O, simplemente, la improbable intersección entre los universos de dos músicos absolutamente distintos entre sí. Uno, Martín Liut, formó parte del dúo Puente Alsina, donde hacía tango, era periodista hasta que concursó una cátedra como profesor en la Universidad de Quilmes, se fascinó alguna vez con las obras radiofónicas de Mauricio Kagel, musicalizó la Plaza de Mayo (y contó su historia en sonidos) y ha trabajado más de una vez con Pablo Katchadjian, el escritor que había ordenado alfabéticamente el Martín Fierro y a quien Kodama querelló por haber engordado “El Aleph”. El otro, Guillo Espel, discípulo de Manolo Juárez, guitarrista y fundador del trío La Posta y compositor de obras sinfónicas con títulos como “Marea coya”, toca actualmente con un cuarteto de cámara que, sin embargo, parece popular. O, tal vez, exactamente lo contrario.

Espel y Liut siempre tuvieron la mirada –y el oído– puestos en ambas tradiciones, la académica y la popular. “Cuando lo conocí –cuenta Liut–, él me sorprendió, y me mostró un camino que, hasta ese momento, me había parecido imposible y tenía que ver con que esos mundos estéticos se integraran en lugar de relevarse, como si uno tuviera que quitarse el traje de compositor para hacer una chacarera o el de músico popular para escribir una obra para el CETC (Centro de Experimentación del Teatro Colón, donde estrenó Inventarios argentinos 2).” Espel dice, entonces, que para él “siempre fue natural integrar ambos mundos”. “Nunca me pareció que uno excluyera al otro. Por supuesto, hay músicas indudablemente asimilables a una tradición o a la otra, pero no significa que eso deba suceder en todos los casos. Ambos terrenos me resultan cómodos; me siento en mi casa con ambos. Es posible que dé más importancia, en el momento de componer, a quiénes son los músicos que tocarán la pieza que a una cuestión de géneros. Compongo de otra manera si se trata de un solo, de un trío o de una obra para orquesta. Pero, por lo demás, escribo exactamente de la misma manera.”

Zona canción tiene como subtítulo “De ciudad y fábulas”. “La primera parte es una secuela de algo que habíamos hecho juntos para la orquesta del Rojas, que dirigía Andrés Gerszenzon”, relata Liut. “La segunda parte son canciones realizadas a partir de haikus escritos por Santiago, el hermano de Guillo.” Espel agrega que “lo curioso es que habíamos planteado que cada uno de nosotros elegiría una serie de poemas y, cuando confrontamos nuestras listas, en una buena cantidad de ocasiones habíamos elegido los mismos. Y todos ellos tenían que ver con animales en situaciones de peligro. Por eso lo de fábulas”. El espectáculo contará con puesta de dos bailarinas y coreógrafas, Laura Figueiras y Carla Rímola, quienes además integraron origamis a la escena. “Ya había trabajado con una coreógrafa en la puesta de Inventarios... y me parece una posibilidad muy rica, sobre todo para pensar la escena de una manera no lineal, un poco más abstracta, menos centrada en lo narrativo y más en lo espacial”, comenta Liut. El elenco incluirá a dos cantantes sumamente versátiles, Cecilia Pastorino y Lucas Werenkraut y junto a ellos habrá un grupo instrumental integrado por Coti Moroni en clarinetes, Oscar Albrieu Roca en vibráfono y Pedro Carabajal en cello.

Compartir: 

Twitter
 

 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared