futuro

Sábado, 19 de agosto de 2006

FALSOS RUMORES

Desinformación marciana

Nadie conoce bien el fin último del rumor: la dispersión de información no verificada, el “hacer hablar”, generar confusión, distraer, en suma, hacer creer algo y echar a correr una irrefrenable bola de nieve (des)informativa acelerada por el boca a boca, por el “leí que” o “me dijeron que”. En Internet, el rumor toma forma de lo que se denomina “hoax”, la mayoría de las veces desparramado a través de interminables cadenas de mails de origen anónimo y brumoso que saltan de casilla a casilla sin que los filtros más aguerridos las puedan detener. Hay de todos los tipos y de todos los colores. Viejas, nuevas, recicladas: engaños de lotería, de visas (o green cards) norteamericanas, de refugiados nigerianos, de falsos niños con cáncer... y más. Tal vez este tipo de spam sea el más detectable al advertir el halo fraudulento que lo rodea, la hipotética ganancia por parte del emisor. En cambio, no ocurre lo mismo con las cadenas que vaticinan eventos astronómicos espectaculares, donde nadie se beneficia, nadie se hace mágicamente rico. Algo así se puede palpar en la última cadena de mails que fluye por las arterias inasibles de la Web. Y al que aún no le llegó, a no desesperar pues de un momento a otro le llegará bajo el asunto (o subject) de “Marte espectacular” o en forma de presentación Powerpoint con una musiquita dudosamente seria.

El mail en cuestión asegura que el 27 de agosto próximo el Planeta Rojo se acercará a la Tierra como no lo hizo en cinco mil años y que “algo así no volverá a ocurrir hasta dentro de otros 60 mil años”. Y sigue: “El encuentro tendrá su culminación el 27 de agosto cuando Marte se acerque a unos 55.762.696 km de la Tierra. Marte será, después de la Luna, el objeto más resplandeciente en los cielos nocturnos. A simple vista Marte se verá del tamaño de la Luna. Aparecerá en el este a las 10 pm y alcanzará su azimut alrededor de las 3 am.” Y si los datos no emocionan, remata diciendo: “Comparte esta información con tus hijos y nietos... porque ningún ser viviente hoy tendrá la oportunidad de volver a ver este fenómeno”.

En realidad, se trata de un e-mail “fósil” de 2003, que en verdad hace referencia al extraordinario acercamiento de Marte efectivamente ocurrido el 27 de agosto de 2003. En general, lo que afirma era cierto para aquella oportunidad, salvo la insólita afirmación de que el Planeta Rojo se vería a simple vista en el cielo “tan grande como la Luna” (lo cual es imposible –y risible– teniendo en cuenta las distancias interplanetarias). La posición actual de Marte contradice de hecho el rumor: en estos meses, el Planeta Rojo está ubicado del otro lado del Sol, por lo que su distancia respecto de nuestro planeta es prácticamente la máxima posible (es decir, casi 400 millones de kilómetros). O dicho de otro modo, actualmente es el peor momento para observarlo. Otro caso esclarecido en el amplio mundo del hampa informativo y de los vendedores de espejitos de colores.

Compartir: 

Twitter
 

 
FUTURO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.