libero

Lunes, 29 de abril de 2013

FúTBOL › RIVER QUEDó A CUATRO PUNTOS DE NEWELL’S TRAS EL EMPATE DE QUILMES

Otra noche de frustraciones

El cabezazo de Alvarez Balanta no alcanzó para llevarse los tres puntos y seguir de cerca al conjunto rosarino; el bombazo de Cauteruccio reavivó el malhumor de los hinchas de la Banda, a una semana del Superclásico con el alicaído Boca.

 Por Adrián De Benedictis

La alegría se transformó rápidamente en fastidio para River, después del gol de Cauteruccio que le impidió quedar a dos puntos de la cima. El equipo volvió a mostrar intermitencias en su juego, y dejó escapar una gran chance para llegar con el ánimo bien alto al Superclásico de la semana próxima.

La eliminación de la Copa Argentina había provocado cierto malestar en la intimidad del plantel, y por ese motivo la necesidad de lograr el triunfo se había transformado en obsesión. River salió decidido para alcanzarlo y arrinconó a Quilmes en los primeros minutos. Con esa actitud tuvo varias posibilidades para ponerse en ventaja.

Mercado hizo estrellar la pelota en el travesaño con un cabezazo; Iturbe probó de zurda y se fue apenas arriba; y en otra clara situación, Lema salvó casi sobre la línea anticipándose a Iturbe, luego de un centro de Funes Mori. Más tarde, Lanzini estuvo cerca con un cabezazo. River aprovechaba la precisión de sus hombres de ataque, y así lograba prevalecer sobre su adversario.

Quilmes sabía que los resultados que se habían dado con los otros rivales que también intentan permanecer en Primera no le permitían relajarse, y luego de los 20 minutos comenzó a controlar mejor la pelota. Con esa postura, y en el medio de aquellas oportunidades del local, los del Sur pudieron ponerse en ventaja, pero lo evitó Barovero respondiendo con gran reacción.

Uno de los inconvenientes que padecía River era el espacio que dejaba entre los defensores y los volantes, que era aprovechado por Quilmes para generarle problemas cerca del área. Quilez se proyectaba por la derecha con frecuencia, y cuando se juntaba con Elizari por ese lado dejaban mal parados tanto a Balanta como a Vangioni.

River corrigió para el segundo tiempo ese lugar que dejaba entre sus líneas, retrasando a Sánchez, Ledesma y Vangioni. Con esa modificación, a Quilmes se le hizo más difícil llegar con claridad hacia el área de River. Encima, con el gol del colombiano Balanta, a los ocho minutos, a través de un gran cabezazo, todo se hizo cuesta arriba para los visitantes.

Los ingresos de Telechea y Carrasco no le daban la solución necesaria a Quilmes, y sus avances no llegaban a hacer peligrar a Barovero. Pero cuando parecía que el final llegaría sin sorpresas, Cauteruccio apareció con una gran definición, a dos minutos del final, luego de un desborde de Quilez, para poner el empate y la incredulidad en todo el estadio.


Estadio: River.

Arbitro: Carlos Maglio.

Goles: 54m A. Balanta (R); 88m Cauteruccio (Q).

Cambios: 46m Bottinelli (5) por Rojas (R), 57m Telechea (5) por Oberman (Q), 61m Carrasco por Mansilla (Q), 75m Mora por Iturbe (R), 77m Hipperdinger por Romero (Q), 85m Cirigliano por Lanzini (R).

Compartir: 

Twitter
 

Funes Mori tuvo en sus pies la victoria, durante el descuento, pero se perdió increíblemente el gol.
Imagen: Julio Martín Mancini
SUBNOTAS
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.