m2

Sábado, 23 de mayo de 2009

Un acuerdo judicial

El amparo por los adoquines de San Telmo terminó en un acuerdo que reconoce el Casco Histórico y le pone un insólito freno al vandalismo oficial.

A fuerza de movilizaciones, de amparos, de cuestionamientos y de infinitas reuniones, los vecinos de San Telmo lograron una garantía por escrito de que el ministerio de Desarrollo Urbano de la Ciudad no les va a destruir el barrio. Este insólito acuerdo legal, mediado por la justicia le pone límites al activo vandalismo del ministro Daniel Chaín –quien, aunque no parece, es arquitecto– y debe ser el único caso en el planeta en que un ministro acepta en sede judicial no seguir rompiendo materialmente un bien a su cargo. Es también un reconocimiento importante de la misma existencia del Casco Histórico porteño.

El acuerdo judicial fue firmado por un grupo de vecinos de San Telmo –Ana Melnik, Julia Giesso, Patricia Barral, Fernando Piquero, Mariana Paula Diez, Mariel Arandia, Patricio Tejedor–, por la diputada Teresa de Anchorena –como presidente de la Comisión de Patrimonio de la Legislatura–, por el procurador para asuntos contenciosos Torcuato Sozio y por el subsecretario porteño de Planeamiento Urbano Héctor Lostri en representación del ministerio. La causa se caratula “De Anchorena, Teresa y otros c/ GCBA” y el tema, en lenguaje judicial, se llama “procesos incidentales”. En la vida real, se trata de adoquines.

Lo primero que llama la atención del acuerdo es que Lostri y Chaín se comprometen nada menos que a cumplir la ley, algo que deberían hacer solitos, sin acuerdos judiciales. “La parte demandada se compromete a mantener, y/o reponer en el caso que el mismo sea provisoriamente removido, el adoquinado”, dice el artículo primero, “en el marco de las obras que se llevan adelante en el polígono que se identifica más abajo, así como a mantener el nivel de las aceras, en un todo de acuerdo con lo dispuesto en la Ley 65 y en el Código de Planeamiento Urbano Sección 5 parágrafo 5.4.12.1.”

Como se sabe que ministro y subsecretario suelen distraerse, se “deja constancia que este acuerdo comprende el siguiente polígono: Av. Eduardo Madero y su continuación Av. Ingeniero Huergo, la Av. Brasil, la Av. Almirante Brown, la Av. Martín García, la calle Irala, la calle Pi y Margall, la Av. Martín García, la Av. Montes de Oca, la calle Dr. Enrique Finochietto, la calle Paracas, la calle Lima, la Av. Independencia, la calle Combate de los Pozos, la calle Riobamba y la calle Tte. Gral. Perón”. Esto es, el Casco Histórico porteño. Las partes acuerdan limitar el acuerdo a estos límites geográficos y que no se impongan costas.

Es notable que un plan de gobierno resulte tan dañino, tan rechazado, que termine en un amparo y de ahí en un acuerdo judicial. Por un lado, es para alegrarse que los vecinos se movilizaran tanto y que encontraran un interlocutor político en Anchorena. Por el otro, es totalmente deprimente que Chaín y Lostri sólo entiendan razones enfrentados a este tipo de situaciones. Debe ser porque en realidad atienden el Ministerio de Inventar Opositores a Macri.

Compartir: 

Twitter
 

 
M2
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.