no

Jueves, 2 de diciembre de 2004

JUAN PABLO BOCHATON, SOLO PIANO

Mi honestidad

 Por Cristian Vitale

Un circunstancia desagradable desenfocó a Juan Pablo Bochatón del rock y lo reorientó hacia su pasado lejano: un día del 2002 le robaron todos los instrumentos, menos el piano. “Pensaba venderlos e irme a Europa, pero me los robaron. Para colmo me separé de mi mujer, desarmé la banda y me encerré como nunca en mí. Igual, terminó siendo un año buenísimo, porque me limpió de varias cosas que debían limpiarse”, repasa ante el No. El resultado de ese proceso, angustiante al principio, mutó en optimismo cuando el hermano mayor de Francisco echó mano a lo único que le quedó. “Agarré el piano y empecé a acompañarme como me habían enseñado de chico, porque yo aprendí música tocando piano y, paradójicamente, empecé mi carrera dejándolo. La gente que me escucha dice: ‘Sos más vos ahora que haciendo lo de antes’.” Todo desembocó en un disco austero e introspectivo llamado Lejana, basado en una sólida conjunción: Bochatón y su piano más algún capricho de guitarras. Son 12 canciones propias que se resuelven íntimas –la perlita es Il mio cuore te adora, en italiano– e impregnan el aire de una mezcla de melancolía y desencanto. “Es cierto que el disco contempla estados de decepción, pérdida de ilusiones y esa sensación extraña que tenés cuando se te derrumban los ideales. Pero al final es una suerte que se derrumben, porque te dan la chance de encarar algo nuevo.” Pero no es un disco llorón, remarca su autor.
Bochatón comenzó su carrera a fines de los años ‘80 y transitó por varias bandas de rock (Dios, Exhibición, Neuronantes) sin traspasar nunca los límites del under platense. En 1998 se largó como solista con Ruta Cascabel y el malogrado Precauciones, cuyos derechos fueron cedidos al sello Ventilador de Barcelona a cambio de 200 copias, que también le robaron. “Con esos discos pensaba laburar a full. Igual, pienso que no es coherente que un artista independiente espere masividad, no se puede pretender en una situación de mercado como la de hoy competir con artistas de multinacionales. Sería incoherente tener un disco tan íntimo y esperar que llegue a las masas, porque lo masivo está manejado por otras pautas. Hoy la vedette es el productor y no el artista. Por eso, me conformo con hacer la mía y sostener los gastos”, despacha el hombre que –asegura-renació de las cenizas.

Compartir: 

Twitter
 

Juan Pablo Bochatón tocará el martes 7 de diciembre en Ciudad Vieja y el sábado 11 en el Centro Cultural Islas Malvinas. Ambos en La Plata.
 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.