no

Jueves, 6 de diciembre de 2007

PERSONAL FEST > DATAROCK, LA NEW RAVE

Rock and fiordo

 Por Yumber Vera Rojas

Procedente también de la “puerta de entrada hacia los fiordos”, Datarock estará en Buenos Aires para participar del Personal Fest 2007. Si bien es su primera vez en estos pagos, sus canciones no sólo arengan la noche porteña sino que hasta sirvieron para musicalizar un comercial de Quilmes (el de la campaña “Encuentros”: el de Adán y Eva, Elvis y la guitarra y Boca y River). Si bien Fredrik Saroea, vocalista y multiinstrumentista de Datarock, no sabe para qué tipo de spot publicitario fue usado su tema Princess, advierte que conoce muy poco sobre la Argentina: “Me siento avergonzado porque no sé nada de la Argentina. Sé lo del comercial y que Maradona estuvo en Bergen jugando un partido de fútbol. Me gusta mucho la música de Piazzolla, uno de los chicos de la banda me lo hizo escuchar y realmente quedé encantado. También me dijeron que el grupo más importante de ahí se llama Soda Stereo y que rompió el record de convocatoria de los Stones. Realmente debe ser muy importante”. Saroea se encuentra al otro lado del teléfono, en Los Angeles, a punto de juntarse con los miembros de Devo, con quienes actuaron recientemente en San Pablo. Y es que la leyenda new wave norteamericana –otro de los grandes regresos del año–, así como los Happy Mondays –protagonistas del Personal Fest–, ejerce un notable peso en el grupo noruego. “Con Devo vamos a trabajar en alguna colaboración. Sé que Happy Mondays va a estar en el festival. No hace mucho tocamos cuatro temas con su guitarrista. Poder compartir con tus ídolos es algo increíble.”

A través de las influencias del conjunto noruego, que tiene en los Talking Heads su tercera arista, se puede entrever un concepto que apunta a redimir el humor más delirante y naïf. “Nuestra música tiene muchas referencias del pop de los ‘80, de películas como Vaselina o La revancha de los nerds”, explica Fredrik. “Hay mucho humor en Datarock, somos una banda de covers con nuestras propias canciones y grandes pizcas de humor.” Será por eso que un tema como Fa-fa-fa, un tributo de Datarock, incluido en su disco homónimo de 2005, para el grupo liderado por David Byrne –con una dinámica que evoca el corte The Great Curve–, se ha transformado en uno de los grandes himnos del new rave. El músico nórdico confiesa: “Al principio nos cayó algo mal que nos etiquetaran como new rave, pero después nos dimos cuenta de que si existía un movimiento que era capaz de incluir a artistas de diferentes partes, como los australianos The Presets, los ingleses Klaxons, los brasileños Cansei de Ser Sexy y me imagino que en la Argentina algo debe haber, debíamos estar en él. No existen cosas nuevas desde finales de los ‘90”.

Saroea reconoce que surgió como una respuesta de un conjunto de artistas al dance punk neoyorquino establecido por The Rapture y LCD Soundsystem: “No debes olvidarte de la importancia de The Strokes en todo esto, ellos reinventaron la música de guitarras. Luego de su irrupción apareció The Rapture con un súper hit como House of Jealus Lovers y más tarde se dieron a conocer los LCD Soundsystem”. Esa inquietud por llevar el rock al dancefloor incitó a la dupla, que también conforma el multiinstrumentista Ketil Mosnes (conocido como Ket-Ill), a hurgar, además de la inclusión de los bajos funk y baterías disco en su propuesta, en géneros como el electro y el hip hop. El vocalista señala: “Si bien esta escena en la que estamos comenzó con The Rapture, nuestra base es la new wave”.

Con apenas algunos EPs y un larga duración homónimo editado hace dos años –el nuevo ya viene en camino–, el binomio noruego no sólo despertó la atención de la escena mundial sino que echó por el suelo el imaginario de frialdad que se tiene sobre el nórdico: “Es muy loco todo lo que nos pasa, pues empezamos en esto por pura diversión. Recibo mensajes de amigos, viajo por el mundo, Fa-fa-fa lo tocan en todas partes. Al principio nadie nos quería firmar, por eso tuvimos que crear nuestro propio sello. Y más tarde empezó a crecer. Alguien me dijo que la globalización también era buena”.

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.