no

Jueves, 21 de octubre de 2010

AGUAS(RE)FUERTES

Primero Pilsen

 Por Jorge Larrosa

Desde Montevideo

No existen ejemplos históricos en el que un “telonero” convoque un público de 10 mil personas, más convocantes que los artistas centrales. Eso ocurrió en el Pilsen Rock, en Montevideo. Andrés Calamaro abrió el festival a las 20.30, luego vendrían No Te Va Gustar y cerraba Queens of Stone Age. El público no sufrió incremento alguno sino más bien una leve disminución de asistentes. Estas fueron temprano, pagaron entre mil y quinientos pesos, vieron a AC y tuvieron como bonus tracks a NTVG y a QOSA.

AC comenzó haciendo un homenaje a Beto Satragni, continuó con Los divinos y comentó de sus raíces musicales con el candombe. “Uruguay, dame calor”, gritaba Calamaro a un público congelado por el frío que hacía en el Prado de Montevideo. Invocó a Los Violadores y besó el escenario en honor a Piltrafa. Al grito de “soy un escruchante uruguayo”, cantó Las tres Marías de su última producción. Desde el público gritaron algo molesto. AC enseguida replicó: “Soy un ignorante argentino criado a candombe”. El público aprobó la expresión y siguió con Tuyo siempre. Pero el clima se iba caldeando, algunos espectadores estaban todavía con la sangre ojo.

AC anunció El perro, de Cuino Scornik, al grito de: “¡Viva Pepe Mujica, viva el Uruguay, carajo!”. Luego siguieron Te quiero y Los chicos. Hizo referencia a la muerte de Beto y del año que se cumplía de la desaparición de La Negra. Presentó su banda afirmando que si volviera a nacer, querría volver a tener estos músicos. Y cuando llegó a Tito Dávila, el tecladista, propuso un tango para saber esperar, haciendo referencia a los grupos que tocarían después. Interpretó Los mareados de forma impecable, dirían los uruguayos.

Cambió el tema Costumbres argentinas por “Costumbres Uruguayas de decir: ¡Bo!”. La aprobación del público fue dividida: quizá querían conservar la letra original del tema. Cebándose un mate entonó Hey Joe, desafiando a quien cebara mejor. Alguno aceptó el convite, pero no subió al escenario. AC se quejó de que le habían puesto algo al agua, haciendo alusión al bidón de Branco. Empezó a cantar el tema de los Ramones, Somebody Put Something in my Drink. El público explotó en una marea humana. De haber sido más numeroso hubieran provocado daños en las casas adyacentes. Siguió con Paloma, Crímenes y el rabioso Estadio Azteca. La gente estaba con Deep Camboya y pedía Flaca. “Quizá los NTVG tienen culo y tocan después de AC”, dijo Andrés. Concedió Flaca y nuevamente tembló el suelo charrúa.

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.