no

Jueves, 19 de marzo de 2015

GUS HUNGER-HAMILTON DA EN LA TECLA CON ALT-J

“Hay un error de concepto sobre nosotros”

El combo mimado de los rankings 2014 viene a mostrar This Is All Yours y a explicar por qué no son ni “los nuevos Radiohead” ni unos nerdos aburridos.

 Por Facundo Enrique Soler

“Una vez tocamos en una fiesta de fin de año de una empresa rusa. Nadie nos conocía, nos miraban mal. Ese día terminamos muy contentos”, recapitula Gus Hunger-Hamilton, tecladista de ALT-J. “Fue el show más raro que hicimos, nos mirábamos entre nosotros dudando de si seguir”, le dice al NO.

Seguir fue la idea siempre, desde los días académicos en que estos inclasificables comenzaron a jugar con melodías en su Leeds natal, hasta que se convirtieron en el bicho raro favorito del hype internacional. Su estética icónica/irónica remite al comando que se hace combinando las teclas de las computadoras Mac, que devuelven el símbolo s, asociado con marcar la diferencia (y con mil analogías más entre los Iluminati y la matemática). Tiene lógica: suenan familiarmente distintos y son uno de los actos destacados para no perderse en la edición local de Lollapalooza 2015, pero además tendrán una fecha propia en Niceto Club, el lunes 23 de marzo.

“Jamás imaginamos esto. Es lo que más extraño de cuando íbamos a la universidad: esa incertidumbre de no saber si lo que hacíamos era genial u horrible”, sigue Hunger-Hamilton. La primera muestra de los sonidos inconexos de ALT-J llegó en un EP titulado con el símbolo triangular y un puñado de canciones que les sirvió para salir a pasear con Wild Beasts. Pero el gran golpe hipster lo dieron en 2012 con An Awesome Wave, su debut. Ahí es donde comienzan las dudas: temas como Matilda o Bloodflood suenan genial, pero son difíciles de encasillar. “Tengo buena relación con la prensa pero siempre está el dilema de qué género hacemos. A mí me divierte ver qué términos usan”, dice entre risas Gus.

Desde art-rock hasta folktrónica, todas las etiquetas cayeron en estos ingleses injustamente titulados “los nuevos Radiohead” (son otra cosa, diferente e interesante por otros motivos) a los que la llegada al mainstream les vino el año pasado con This Is All Yours, mimado de rankings y paladares peculiares como el de Miley Cyrus, que canta en el tema Hunger of Pine, cerrando un pacto pop entre melodías inconexas y destellos fabriles.

Hay que prestar especial atención a la segunda versión del video de Left Hand Free, uno de sus temas que entra en el rótulo de hit, y por el que los compraron mucho con The Black Keys. El corto muestra una fiesta de niños ricos en una pileta que se ve ferozmente atacada a balazos por unos invasores sin identidad. Violencia, mensaje político o simplemente un video genial, todo ese combo puso a la orden del día a esta sorpresa inglesa. Los intelectuales falopa de Internet se quejaban de que el lanzamiento “parece más un comercial de cerveza que un video de ALT-J”, reclamando que la banda vuelva a sus inicios. “A todo el mundo le sorprendió que un tema nuestro llegue con un video de ese estilo. Hay un error de concepto en la banda, creen que porque somos universitarios no podemos corrernos de la imagen de aburridos que se la pasan estudiando. ¡También nos gusta emborracharnos y hacer boludeces!”

* Domingo 22 en el Main Stage 1 de Lollapalooza Argentina 2015 (a las 17.15) y lunes 23 en Niceto Club, Niceto Vega 5510 (a las 20).

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.