no

Jueves, 16 de noviembre de 2006

LA BANDA QUE NUNCA VAS A ESCUCHAR

Hoy: Canosos, rock maduro

 Por Javier Aguirre

El impensado éxito de Canosos en pubs y geriátricos del barrio porteño de Saavedra ha dado lugar a lo que la prensa especializada rockera, siempre irreverente y creativa, ya llama “canosos-manía”. A pesar de que cuentan con un largo (y estéril) paso por el under, las primeras apariciones mediáticas de Canosos se remontan al 2004, cuando se rumoreó que la conductora de TV Viviana Canosa iba a hacerles “la gran Victoria Abril”. Según el rumor, la periodista de espectáculos había amenazado con demandarlos por el uso del nombre, y hasta pretendía embargarles equipos, instrumentos, demos y tuqueras. Felizmente el caso nunca llegó a la Justicia, aunque los Canosos llegaron a contemplar la posibilidad de cambiar su nombre por el de CanOsos, aun a riesgo de ser confundidos con la banda de perros y ositos del programa de mascotas de Raúl Portal.

Todos los miembros de Canosos superan los 50 años de edad; aunque —en el escenario— su dureza, su vitalidad y su capacidad eréctil no lo demuestren. Pero la veteranía del grupo sí se vislumbra en sus canciones, que a diferencia de las de músicos más jóvenes, no le cantan al descontrol, al desafío, al reviente, a las partuzas, sino a temáticas más acordes con su edad, como el cambio de pañales, lo excitante de hacer zapping, la derrota ante el crecimiento implacable de la barriga y la necesidad de usar dentaduras postizas. Su último disco, Resignación y viejazo, es un nostálgico homenaje a bandas disueltas, artistas fallecidos, modas perimidas y celebridades que dejaron de serlo en 1990.

La “canosos-manía” reabre un antiguo debate rockero: ¿existe una edad en la que ya se está demasiado viejo para el rock? ¿Resiste la tríada “sexo, drogas y rock and roll” una adaptación forzosa a “impotencia, antibióticos y rock and roll”? ¿Hay riesgo de que el rock pierda fuerza cuando no apela al estallido hormonal y a la rebeldía del adolescente sino a la sabiduría reflexiva y a incontinencia urinaria del geronte? Acaso los Rolling Stones tengan la respuesta, aunque resulta difícil determinar cuál es.

* Cualquier parecido con la realidad amerita un debate sin concesiones en la blogósfera.

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice
  • Nota de tapa> Nota de TAPA 1 > EL SKA SE REUBICA CON LA LLEGADA DE MADNESS
    Abra cadabra
    Acá, las bandas ska andan bárbaras cantan las charlas más chanchas transan la más avanzada...
    Por DANIEL JIMENEZ
  • NOTA DE TAPA 2 > CALZONES Y SATELITE KINGSTON (PUROS IMPUROS)
    Two tones en versión local
    Por Cristian Vitale
  • NOTA DE TAPA 3 > SKA MESTIZO
    La mezcla hace bien
    Por JUAN MANUEL STRASSBURGER
  • UNA CHARLA SOBRE “CULTURA POP Y LA CRISIS DE LA IZQUIERDA”
    “Las raves no son nuevas ni excitantes”
    Por Roque Casciero
  • LA REDENCION DE PABLO LESCANO
    Crónica de un rescate
    Por MARIO YANNOULAS
  • ENTREVISTA CON FREDDY CRICIEN, CANTANTE DE MADBALL
    Bola hardcore
    Por D.J.
  • LA BANDA QUE NUNCA VAS A ESCUCHAR
    Hoy: Canosos, rock maduro
    Por Javier Aguirre
  • BIFE ANGOSTO
    Bife angosto
  • PATCHANKA > ¡PRIMICIAS! ¡EXCLUSIVAS! ¡NOVEDADES!
    Patchanka
  • AGUAS (RE) FUERTES
    Barman
    Por Mariano Blejman
  • AGENDA
    Agenda
  • CLARA DE NOCHE
    Clara de Noche

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.