PIRULO

Amenaza

 Por Pablo Feldman

El atentado contra el gobernador Antonio Bonfatti constituye un hecho sin precedentes en los casi 30 años desde la recuperación de la democracia. El ataque a balazos a su domicilio, en momentos en que se encontraba sin custodia revela un nivel de organización que debe ser enfrentado con todo el peso de la ley y con una tarea mancomunada de los distintos poderes y jurisdicciones que hasta el momento no se ha conseguido. Además del agradecimiento y renovar el compromiso para combatir la narcocriminalidad, el gobernador sostuvo que "esto demuestra que vamos por el buen camino". Rodeado de representantes de todo el arco político, funcionarios de primera línea del gobierno nacional y las máximas autoridades del poder judicial, Bonfatti ratificó el rumbo, sólo que desde ahora y después de lo sucedido, con eso no será suficiente. Será necesario, dejar de lado celos judiciales, rencillas políticas, disputas jurisdiccionales y cualquier otro elemento que conspire contra la única oportunidad de derrotar a semejante amenaza, que es estar juntos. De eso se trata, en esta hora no puede haber neutrales, y aunque para algunos pueda parecer ser exagerado es una cuestión de vida o muerte.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.