CIUDAD › COMIENZA EN ROSARIO EL PRIMER JUICIO POR DELITOS DE LESA HUMANIDAD EN SAN NICOLáS

Las masacres que ocurrieron acá nomás

El Tribunal Oral Federal Número 2, integrado por Omar Digerónimo, Beatriz Caballero de Barabani y Jorge Venegas Echagüe, juzgará los asesinatos de la calle Juan B. Justo, nueve desapariciones de militantes de la JP y un secuestro.

El martes 3 de julio comienza en Rosario el juicio por delitos de lesa humanidad ocurridos en la ciudad de San Nicolás durante la última dictadura cívico﷓militar. En el mismo serán juzgados los casos de la Masacre de la calle Juan B. Justo, ocurrida en noviembre de 1976; también las nueve desapariciones de militantes de la Juventud Peronista-Montoneros, ocurridas entre abril y mayo de 1977; y el caso de José María Mastroberardino, el locatario de la casa donde vivía el matrimonio Almada-Spotti, víctimas del segundo de los casos.

El Tribunal Oral Federal número 2 será el encargado del juzgamiento, y estará compuesto por Omar Digerónimo, Beatriz Caballero de Barabani y Jorge Venegas Echagüe. La fiscal será Adriana Saccone y Juan Patricio Murray será su fiscal coadjuvante.

El Caso de "la Masacre de la calle Juan B. Justo". En este caso, se investiga lo ocurrido el 19 de Noviembre de 1976, entre las 5 y 6 de la mañana, cuando fuerzas conjuntas (militares, Policía Federal, Policía de la provincia de Buenos Aires y de Santa Fe) asaltaron la vivienda de calle Juan B. Justo 676. En este operativo fueron asesinados los habitantes de la vivienda: todos los integrantes de la familia Amestoy﷓Fettolini (la pareja y sus dos pequeños hijos) y Ana María Granada, madre de Manuel Gonçalves (único sobreviviente, de cinco meses, a quien le sustituyeron su identidad). María Eugenia Amestoy, la hija del matrimonio, es llevada hasta el Hospital San Felipe muy grave y falleció horas después allí.

Los imputados son Jorge Muñoz, que tendrá como defensora a Valeria Corbacho; Manuel Fernando Saint Amant que tendrá de defensor a Hernán Guillermo Vidal, y a Antonio Federico Bossié, defendido por Mariana Grasso.

Los querellantes son el propio Manuel Gonçalves Granada y Mario Alfredo Amestoy (hermano de Omar Amestoy) representados por el Equipo Jurídico de HIJOS Rosario. También la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia de Buenos Aires en la persona de Sara Cobacho, con letrado del Programa de Investigación y Memoria y la Secretaría de Derechos Humanos de Nación representada por Ana Oberlin.

El caso de los nueve militantes de la JP﷓Montoneros. Fueron desaparecidos en los barrios Trípoli, Don Bosco y Santa Rosa, entre abril y mayo de 1977. Tal el caso de María Regina Spotti, que el 21 de abril de 1977 fue secuestrada de su casa de Barrio Trípoli con sus hijos Víctor y Martín, hecho observado por su esposo Víctor Almada. El jefe del área Militar 132 Manuel Fernando Saint Amant entregó luego a los menores a sus abuelos maternos. José Budassi es el último que escuchó con vida a la mujer en el Centro Clandestino de Detención de la Brigada de Investigaciones de San Nicolás. Posteriormente, detuvieron al propietario de la vivienda, José Emilio Mastroberardino, quien les alquilaba el lugar a las otras víctimas.

Otro de los secuestros es el de María Rosa Baronio, que el 4 de Mayo de 1977 es "levantada" en plena vía pública, para luego allanar su domicilio en Barrio Don Bosco, donde secuestran a su pareja Eduardo Luis Reale. Del lugar se llevan también los bienes que fueron luego entregados a los familiares por personal del Batallón. Ambos fueron vistos por Pablo Leonardo Martínez, en un CCD cerca de Barrio Somisa y luego sólo a en otro CCD en la zona Norte de San Nicolás.

Otros tres hechos tienen como víctimas a Horacio Arístides Martínez, María Cristina Alvira y Rosa Raquel, quienes el 5 de Mayo a las 11.30 de la mañana fueron llevados del domicilio del matrimonio en barrio Santa Rosa. Allí se encontraba el hijo de ambos, Fernando Alvira, de 9 meses, que por orden de Saint Amant quedó al cuidado de un vecino al que días después le indicaron que debía entregarlo al Batallón 101. La unidad militar entregó luego los bienes a los familiares, el niño permaneció en un orfelinato y luego fue entregado a los abuelos maternos con la intermediación del Padre Regueiro.

Los tres fueron vistos por Pablo Leonardo Martínez y por Budassi al día siguiente de su secuestro en el CCD cerca de Somisa.

El único imputado es el ex general Saint Amant, quien deberá responder por la privación ilegítima de la libertad de los hijos del matrimonio Almada-Spotti (Víctor y Martín) y del hijo del matrimonio Alvira-Martinez (Fernando Alvira).

También será juzgado por la privación ilegítima de la libertad agravada por violencia en concurso con homicidio agravado de María Regina Spotti, María Rosa Baronio, Eduardo Luis Reale, Horacio Arístides Martínez, María Cristina Alvira y Raquel Rosa Alvira. Y por la sustracción de bienes de todos ellos.

Los querellantes son Víctor Almada (esposo Regina Spotti); Fernando y Adriana Alvira (hijo de María Cristina y Horacio Arístides, hermana de María Cristina y Raquel Rosa) y Beatriz Liliana Cecilia Baronio (hermana de María Rosa), todos representados por el Equipo Jurídico de HIJOS Rosario. También en este caso es querellante la Secretaría de Derechos Humanos Provincia de Buenos Aires.

Caso del Locatario de la Casa y Taller de Talabartería. Posteriormente al secuestro de María Regina Spotti y sus hijos Víctor y Martín, fue detenido el propietario de la vivienda ubicada en el Barrio Trípoli de San Nicolás. Se trata de José Emilio Mastroberardino, quien sufrió intensos vejámenes durante el interrogatorio al que fue sometido por sus captores bajo el mando del Jefe del Area Militar 132, el entonces Teniente Coronel Manuel Fernando Saint Amant.

Aquí también el único imputado es Manuel Fernando Saint Amant y deberá responder por la privación ilegal de la libertad agravada del propietario de la vivienda y negocio que alquilaba la familia Almada-Spotti.

La instrucción de todas estas causas se iniciaron ante el Juzgado Federal de San Nicolás de Primera Instancia a cargo de Carlos Villafuerte Ruzo a partir de Octubre de 2004 y fueron elevadas para Juicio Oral en los años 2009 y 2010.

Desde entonces, se fijó fecha de inicio el 29 de Agosto de 2011, postergándose luego al 27 de Febrero de 2012. Ante una nueva suspensión, los querellantes se entrevistaron con el Juez Omar Digerónimo y luego de consultar con sus pares en el TOF número 2 comunicó que el Primer Juicio Oral de San Nicolás comenzará el martes 3 de julio en Rosario.

De igual modo, se prevé la realización de audiencias en San Nicolás, para tomar testimonio a vecinos de esa localidad.

Con el objetivo de difundir el inicio del juicio y de acompañar y apoyar a los testigos, querellantes y abogados de la causa organizamos un panel debate que contará con la presencia de los abogados querellantes Ana Oberlín, Lucas Ciarnello, Alvaro Baella y Carolina Ibañez. También estará presente José María Budassi, sobreviviente, querellante y testigo en la causa, así como Juan Emilio Basso, militante de HIJOS Rosario. La charla organizada por el Movimiento Evita tendrá lugar en la Fundación Igualar, de Mendoza 909 Planta alta, Rosario el 27 de junio a las 19.

Compartir: 

Twitter
 

Manuel GonÇalves Granada fue el único sobreviviente de la masacre del 19 de noviembre de 1976, cuando tenía cinco meses.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.