CIUDAD › MARIANO DONZELLI, ESPECIALISTA EN PRECURSORES QUíMICOS Y ESTUPEFACIENTES

Cuanto más cerca, mucho mejor

El integrante de Procunar cree que el municipio debe involucrarse en los controles de estos procesos: "Rosario es un lugar delicado, ya que tiene la problemática de una ciudad grande, que está rodeada de un polo industrial y un puerto".

 Por José Maggi

"La Municipalidad de Rosario debería involucrarse en el control de los

precursores químicos. Aquí mismo se dio el caso Segovia, el rey de la efedrina, que usaba direcciones y empresas fantasma. Lo único que tiene que hacer el visitar a quien comercialice estos productos y chequee la realidad antes de darle la habilitación municipal". El pedido, casi un consejo, lo hizo ayer Mariano Donzelli al presentar su libro Estupefacientes y precursores químicos, en la sede del Rectorado de la Universidad Nacional de Rosario.

Donzelli estuvo en la Sedronar -el organismo antinarcóticos nacional- donde ocupó la Subsecretaría de técnica de planeamiento y control del narcotráfico, entre 2010 y 2011, para luego ocupar el rol de asesor de Rafael Bielsa, cuando este lideró la institución de lucha contra las drogas. En el año 2014, después de dejar Sedronar, ingresó a la Procunar, la Procuraduría contra la Narcocriminalidad, donde tiene bajo su órbita la responsabilidad de seguir de cerca cada hecho de narcotráfico en Salta, la frontera más caliente de la Argentina. Ayer presentó su libro junto a la concejala Carolina Nin, y el fiscal regional Jorge Baclini.

--¿Qué es un precursor químico?

--Es una sustancia química de uso cotidiano, ácido clorhídrico, ácido sulfúrico, acetona, éter, son sustancias de uso normal que tiene además una doble función porque se usan para hacer muchas actividades lícitas de uso doméstico, pero tiene una particularidad por ese pueden usar para fabricar estupefacientes en el mercado ilegal. Son muy pocos los estupefacientes que se pueden obtener sin usar precursores: la marihuana, los hongos y algunas planetas que tienen efecto estupefaciente. Pero para todo el resto como cocaína y heroína, se necesitan uno o varios de estos precursores.

--¿Qué control tiene el estado sobre estos productos?

--La Sedronar controlaba esto a nivel nacional hasta que por un decreto del presidente Mauricio Macri, pasó a la órbita del Ministerio de Seguridad. Allí hay una Subsecretaría de lucha contra el narcotráfico, y allí dentro está el Registro de Precursores Químicos.

--¿Esto es positivo o negativo?

--Es solo una decisión política sobre el lugar donde debe estar el sistema de control. En tanto el control se haga bien, no implica nada. Sin embargo esto no implica que el control sea absolutamente nacional, porque si bien la Nación lo ejerce, hay que decir que este es un estado elefantiásico, y mover desde Buenos Aires todo es difícil. Por eso para muchas actividades del Registro de Precursores, se busca apoyo en las fuerzas policiales provinciales, ya que la inmediación, la cercanía, es más fuerte. Así se nos ocurrió trabajar con los municipios, ya que son la mayor representación del estado en la inmediación.

--¿De qué manera puede colaborar un municipio o una provincia?

--Es claro: por ejemplo un día llega una empresa que pretende operar con precursores químicos, y decide anotarse en el Registro que funciona a tres cuadras del Obelisco en Buenos Aires. Así tiene que presentar una serie de papeles, aunque antes que esto el interés del Estado debe ser que estos productos no lleguen al narcotráfico. Así que el municipio debería revisar el sitio donde funciona el comercio antes de darle la habilitación municipal. Esto ya pasó en el caso Segovia -el rey de la efedrina- que usaba direcciones y empresas fantasmas. Así la municipalidad podría chequear que efectivamente exista en ese lugar. Hoy el Registro debe tener 80 empleados para todo el país, es decir es muy complicado controlar. En principio se empezó a recurrir a las policías provinciales que hicieran ese control previo. Pero creemos que el municipio puede ser el primer control. El punto es que un municipio quiera colaborar o no con esta política de control.

--¿Por qué el municipio rosarino debería sumarse a este control?

--Porque Rosario es un lugar delicado ya que tiene toda la problemática de una ciudad grande sumado a que está rodeada de un polo industrial y de un puerto muy importante. Rosario es uno de los tres o cuatro polos de fabricación de precursores de todo el país: Buenos Aires, Córdoba y Mendoza. En San Lorenzo está la firma Ciccarelli, que tiene productos de excelente calidad que incluso compite con Merck, una firma líder alemana. También esta la sucursal de la firma de Enrique Massa, y la empresa Total Química que está en Villa Gobernador Gálvez.

--¿La provincia podría hacer algo con este control?

--Sí, claro en algún momento se ha dado esta colaboración. Además, hay una obligación legal de las policías federales y provinciales de avisar cuando en algún procedimiento policial se encuentren precursores químicos.

Compartir: 

Twitter
 

Mariano Donzelli vino a Rosario a presentar su libro "Estupefacientes y precursores químicos".
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.