soy

Viernes, 2 de diciembre de 2011

La carne de su cuerpo

Rufus Wainwright es el protagonista de la última entrega de Un día en la vida de..., la serie de libros fotográficos donde Tim Hailand nos muestra, hasta en el más pequeño detalle, cómo es todo un día en la vida de los artistas. Daniel Radcliffe y Jake Shears fueron los primeros en abrir las puertas de su intimidad y en la lista esperan Lady Gaga y más gente rara.

 Por Ariel Alvarez

Un día en la vida de... es un libro ideal para los fans. Y Rufus Wainwright es un artista ideal para este proyecto: el “príncipe rebelde” de la música y uno de los mejores compositores del planeta que con franqueza y encanto habla de su vida con una poesía inigualable. El último año en la vida de Rufus ha sido de una intensidad poco frecuente: la muerte de la cantante Kate McGarrigle, su madre, y el nacimiento de su hija Viva Katherine. La madre de la pequeña es nada más y nada menos que Lorca Cohen, la hija de Leonard Cohen. Feliz junto a su novio Jorn Weistbrodt, Rufus ha comenzado la experiencia de ser padre y por supuesto anuncia a la prensa cómo les está yendo. Pero a pesar de la exposición a través de su arte conserva ese halo de misterio propio de los grandes divos. Quizá sea esta mezcla lo que decidió a Tim Hailand y fue por eso que le propuso seguirlo durante todo un día y hacer un registro exhaustivo con su cámara. Una idea que surgió en 2006 cuando estaba trabajando para V Man magazine y tuvo que fotografiar a Jake Shears, el cantante de Scissor Sisters. El resultado es una colección de imágenes que muestran a Rufus en los momentos frívolos, pero también en los aspectos menos frívolos que tiene un día como cualquier otro. Un día en la vida de... es la oportunidad de echar una mirada a una parte de Rufus que permanecía escondida, pero que muchos (sus fans) querían conocer.

Del mito al hecho

Tim Hailand es un reconocido fotógrafo que ha centrado su carrera en los retratos, con series de personajes famosos y anónimos. Su obra es parte de las colecciones del Museo de Arte Moderno de Nueva York y también pertenece a la colección permanente del Guggenheim. Su estilo entre pop e intimista ha servido para retratar a personalidades como Jim Hodges, Stephen Galloway, Stevie Nicks, Pet Shop Boys, Elton John y su musa favorita Vivienne Westwood, entre muchos otros. Un día en la vida de... es el inicio de su aventura editorial: “todo comenzó como una trabajo en la revista V Man hace unos 5 años. El tema fue mi actual amigo Jake Shears. Decidí ampliar el proyecto y fotografiar a algunos amigos más, el artista Jim Hodges y los actores Dugas Adán y Spooner Casey. Allí se me ocurrió hacer una recopilación de varias personas y le pedí a Daniel Radcliffe si lo podía fotografiar durante todo un día; soy amigo de Dan y su familia”, declara Hailand a la revista Paper.

Pero no sólo en su talento como fotógrafo está lo interesante: elige un día muy particular. Por ejemplo: en los últimos años Daniel Radcliffe hizo intentos para despegarse de ese karma que hasta ahora parece que lo va a acompañar toda la vida, Harry Potter. Es por eso que en 2009 se decidió a protagonizar la obra Equus, que venía con un muy comentado desnudo incluido. Harry se hacía hombre y se lo mostraba a todos. Tim Hailand juega con ese morbo y lo muestra durmiendo en su cama, antes y después de la ducha y cómo se prepara para escena. Alrededor de 2000 fotografías fueron sacadas a cada uno de los protagonistas de sus libros, de allí vino una larga selección. Las primeras fotos son en blanco y negro y van cambiando la intensidad, en una especie de crescendo visual, hasta que llegan al escenario, que es donde explota el color en las imágenes. Esta idea fue tomada, según Hailand, de la película El Mago de Oz: “Me encanta la película El Mago de Oz, sobre todo cómo se ve en Technicolor cuando Dorothy llega a las tierras de Oz. Quería incorporar ese dispositivo formal”, declara Tim y no podemos dejar de recordar la inigualable versión de Rufus Wainwright de “Somewhere over the rainbow”, que en nuestras mentes se transforma en la música de fondo ideal para acompañar las imágenes.

Detrás del arcoiris

“Tan pronto lo conocí, quería habitar la carne de su cuerpo.” Así describe su primer encuentro con Rufus la actriz y cantante Cherry Vanilla, que escribió el prólogo del libro. Y ésa es un poco la intención de Tim Hailand. Durante el 3 de agosto de 2010 comenzó a fotografiar a Rufus desde antes de que se levantara. Y el día comienza: el café y las prácticas de piano en ropa interior, la corrida para tomar el tren a Boston donde lo espera su hermana, la también cantante Martha Wainwright. Las pruebas de sonido, una cena y el show. Esa noche en el Opera House de Boston Rufus estaba presentando su disco All Days are Nigths, Songs for Lulu y el público enloqueció con las canciones por demás intimistas y melancólicas. Y luego el mundo se vuelve blanco y negro otra vez para la firma de autógrafos, las visitas al camarín y a dormir en el micro mientras se dirige a la próxima ciudad.

Esa fue una noche especial: fue el primer día de la gira junto a su hermana luego de la muerte de su madre. Era el segundo intento de realizar el trabajo fotográfico. En una entrevista que el propio Tim Hailand le hace para la revista Next, Rufus recuerda: “Bueno, tuve que hacerlo dos veces. La primera vez fue muy extraño para mí, porque mi madre había muerto –Dios– un mes antes, y yo no estaba para nada bien predispuesto para enfrentar la cámara. Luego vi las imágenes y cómo estaba yo y le dije a Tim: ‘Esto no es sólo trabajo. No estoy en el estado de ánimo correcto. Fue fantástico pero tenemos que hacerlo de nuevo muchos meses después, cuando empiece la gira en Boston, así que gracias’”. Algo de esto está en el texto que el propio Rufus escribió para el libro. Parte de lo recaudado por la venta de Un día en la vida de Rufus Wainwright fue para la fundación de lucha contra el cáncer que lleva el nombre de su madre.

Imágenes paganas

Quizá de los tres libros del que más se habla sea el de Jake Shears, el cantante del grupo estadounidense Scissor Sisters. El registro se llevó a cabo en julio de 2010 en Londres y sigue la estructura de los otros. A las 8.15 de la mañana comienza el día en la cama de Jake. Una ducha, una visita a la radio de la BBC, pruebas de vestuario y sonido con el resto de la banda y el show en el famoso Brixton Academy de Londres: “Jake es un tipo inteligente y serio –dice Hailand–, también es divertido, extrovertido, extravagante pero también muy reflexivo. Me encanta Scissor Sisters y los he estado fotografiando desde hace años.”

En el libro se puede ver una foto de Jake de espaldas mientras se toma una ducha. Esta imagen hace las delicias de sus seguidores y por supuesto ya se reproduce hasta el cansancio por Internet. Y de los tres libros es el más vendido: “Me gusta tener el libro terminado en mis manos”, dice Tim Hailand en una entrevista para la revista on line GA Voice y agrega: “es un proyecto destinado a los amantes de los libros. Mucha gente prefiere ver las imágenes en la computadora. Yo trabajo para la creación de un objeto real, que existe. Los libros quedan”.

El libro contiene un texto escrito por Kylie Minogue, amiga íntima de Shears y un prólogo de Elton John, y para E.J.A.F (The Elton John AIDS Foundation) es parte del dinero que se recaude. Esta fundación se dedica a realizar campañas de prevención y trabaja para eliminar el estigma y la discriminación asociados con el VIH/SIDA.

Tim Hailand, además de fotógrafo, es gay y es militante. Es por esto que al anunciar su próximo libro, en el cual ya está trabajando, comenzaron a correr rumores acerca de una supuesta intencionalidad de rumbo en su trabajo: se trata del jugador de rugby galés Gareth Thomas, que ha reconocido hace poco su homosexualidad en los medios, ante lo cual Hailand aclara: “No estoy interesado en saber si alguien es gay o no. Estoy interesado en la gente que me parece apasionante. Me atraen las personas que me parecen heroicas en cierta manera, o extravagantes. Creo que la extravagancia es un elemento visual clave. Y supongo que los hombres más extravagantes son homosexuales. Pero no quiero que esta serie se transforme en ‘Un gay en la vida’, necesito algunas mujeres para mezclar en mi trabajo”. Y Kylie Minogue y Lady Gaga ya están en su mira.

Compartir: 

Twitter
 

Rufus Wainwright

Daniel Radcliffe

Jake Shears
 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.