EL MUNDO › EXCLUSIVO WIKILEAKS EN PAGINA/12

Agente Caracciolo

 Por Santiago O’Donnell

En diciembre del año pasado, después de sufrir el saqueo informático de su base de datos, el CEO de la empresa de inteligencia global Stratfor, George Friedman, puso su mejor cara y salió a decir que no tenía nada que esconder. El responsable de la empresa que asesora a 30.000 clientes en todo el mundo, incluyendo agencias de espionaje de distintos países, contratistas de defensa y las grandes multinacionales, declaró: “Somos lo que hemos dicho que somos: una organización que genera sus ganancias a través de análisis geopolítico. La esencia de nuestro negocio es adquirir, organizar, analizar y distribuir información objetivamente”.

Claro que la objetividad es un bien elusivo, sobre todo cuando se trata de satisfacer a una clientela que tiene muy claro qué es lo que quiere escuchar. A juzgar por lo que aparece en los e-mails de la empresa de seguridad global Stratfor, cedidos por Wikileaks a Página/12, los clientes tienen una impresión muy negativa del gobierno venezolano y de su líder, Hugo Chávez. Esta impresión se retroalimenta con los informes igualmente negativos que les provee la agencia, que incluyen pronósticos muy pesimistas sobre su estado de salud y entretelones de presuntas disputas entre su equipo médico. Para mantener la apariencia de objetividad y al mismo tiempo replicar el discurso antichavista que consume su clientela, los agentes de Stratfor deben recurrir a ciertos atajos.

Por ejemplo, el 24 de octubre del 2011 el agente de Stratfor Antonio Caracciolo envió a su lista de clientes sudamericanos (latam@srtatfor.com) un análisis del triunfo electoral de Cristina Kirchner en la Argentina. Caracciolo no menciona la procedencia del análisis ni el nombre de su autor, ni tampoco dice que fue escrito en Venezuela y no en la Argentina. A falta de esos datos, presenta al análisis como si se tratase de un texto objetivo: “Creo que es un análisis bien pensado que da pistas sobre cómo debería comportarse la oposición en Venezuela”.

El análisis se titula “Si Chávez gobernara como los Kirchner... sería reelegido sin problemas”. Empieza diciendo “hay que sacarse el sombrero ante la performance de Cristina Kirchner ganando su segundo término con más del 53 por ciento de los votos y nadie más ni siquiera cerca del 20 por ciento”.

La parte linda termina ahí. Unas líneas más abajo el analista se pregunta: “¿Por qué un país supuestamente sofisticado como Argentina le dio una victoria tan resonante a una administración corrupta? ¿Acaso el cinismo se ha vuelto socialmente aceptable?”.

Y se contesta: “En primer lugar Argentina no es tan sofisticada, ya que Perón nunca tuvo la oportunidad de crear un sistema verdaderamente democrático”. Después va al nudo de su argumento: “El hecho concreto es que el régimen de Cristina, aun siendo tan abusivo como el de Chávez, ha podido cumplir algunas de sus promesas, aun con corrupción, mientras su pretendida institucionalidad suena más creíble que la de la república bolibanana. Después de una crisis horrenda en el 2001, Argentina ha alcanzado una frágil pero real recuperación y la gente, bueno, no ven en ningún lado en la oposición a alguien que pueda ofrecer algo mejor que Cristina, una chica peronista como cualquiera”.

El articulista concluye su análisis del triunfo electoral de Cristina Kirchner con una lista de consejos para la oposición venezolana con vistas a las presidenciales de octubre en ese país. “1) La oposición necesita mantenerse unida a toda costa. 2) Aun una pequeña recuperación artificial sería suficiente para la reelección de Chávez, más aun si consigue solucionar tan sólo uno de los tantos problemas que aquejan a su país. 3) Chávez se va a aprovechar de su enfermedad a lo loco. 4) La oposición necesita entender que en el chavismo se está enfrentando con el nacimiento del peronismo venezolano; cuanto más rápido lo entienda, más rápido podrá evitar ese predicamento.”

Lo que Stratfor no informa a sus clientes, quizá para mantener la apariencia de objetividad, es que dicho análisis pertenece al blogger ultraantichavista Daniel Duquenal. El blog se llama “Venezuela News and Views”, está escrito mayormente en inglés, impecable por cierto, y dirigido al público estadounidense que demoniza al presidente venezolano. Duquenal no tiene problemas en admitir su antichavismo furibundo: “Este es un blog antichavista” se presenta. “Por lo tanto no vas a encontrar acá explicaciones sobre el movimiento chavista, ni miradas indulgentes sobre las actividades de la mal llamada ‘Revolución Bolivariana’. Esto es porque el autor considera que todos los males que se han creado desde 1999, cuando Chávez asumió la presidencia, no pueden ser compensados, ni siquiera en una parte significativa, por el supuesto bien que salió del régimen, según reza su propaganda. Este blog simplemente busca narrar cómo el país se está cayendo a pedazos y algunos de los eventos que tuvieron lugar para dar cuenta de la debacle.”

En diciembre pasado, Friedman, el CEO de Stratfor, sonó desafiante cuando salió a admitir que la base de datos de su empresa había sido hackeada. “Obviamente, no nos gusta que nos saqueen nuestros mails. Dios sabe que lo que escriben cientos de empleados puede dar vergüenza, ser estúpido o sujeto a malas interpretaciones. Lo que no va a aparecer es información clasificada de corporaciones o gobiernos. Podrán encontrar, dependiendo de lo que tomaron, que tenemos fuentes alrededor del mundo, como podría esperarse. La interpretación que hacen los hackers acerca de quiénes somos (N. de la R.: una empresa involucrada en actividades ilegales e inmorales) ... está tan salvajemente distorsionada que desafía la imaginación. Mientras busquen en nuestros mails señales de una vasta conspiración saldrán decepcionados.”

Puede ser. Saludos a Caracciolo.

sodonnell@pagina12.com.ar

Compartir: 

Twitter
  

Imagen: Télam
 
EL MUNDO
 indice

Pagina/12 - hosted by IFX

MovilDesde su móvil acceda a través de http://m.pagina12.com.ar

© 2000-2014 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.