La Corte frenó una maniobra del Gobierno
El tribunal especial para CFK no fue habilitado
El máximo tribunal le negó la habilitación al Tribunal Oral Federal Nº 9, formado especialmente por el Gobierno, en el que casualmente habían recaído las causas del Memorándum con Irán y obra pública contra la senadora.Sus integrantes venían de la justicia porteña. Las causas serán sorteadas nuevamente.
Los supremos dieron marcha atrás con las causas que tenía el TOF Nº 9.Los supremos dieron marcha atrás con las causas que tenía el TOF Nº 9.Los supremos dieron marcha atrás con las causas que tenía el TOF Nº 9.Los supremos dieron marcha atrás con las causas que tenía el TOF Nº 9.Los supremos dieron marcha atrás con las causas que tenía el TOF Nº 9.
Los supremos dieron marcha atrás con las causas que tenía el TOF Nº 9. 

La Corte Suprema rechazó conceder la habilitación del Tribunal Oral Federal 9 (TOF9) que iba a llevar adelante dos grandes juicios contra Cristina Fernández de Kirchner: el del supuesto encubrimiento del atentado a la AMIA, que se inició con la denuncia de Alberto Nisman, y el de la obra pública en Santa Cruz, que se había fusionado con el expediente por lavado de dinero contra Lázaro Báez y su círculo cercano. La mayoría de los jueces supremos objetó el modo en que fueron nombrados los integrantes del tribunal oral en cuestión, a dedo, sin concurso ni acuerdo del Senado, y por una mayoría simple (del oficialismo) del Consejo de la Magistratura, en virtud de una ley que impulsó el gobierno de Mauricio Macri que permitió transformar sin más tribunales criminales ordinarios en tribunales federales, pese a que tienen competencias muy distintas. La acordada del máximo tribunal es lapidaria con la Cámara de Casación Penal Federal, que había incluido al TOF9 en el sorteo de causas cuando la Corte aún no le había dado el visto bueno para funcionar, y casualmente le habían tocado los casos más resonantes contra la ex presidenta. Como consecuencia, se volverán a sortear entre el resto de los tribunales, que sí tienen habilitación.

La maniobra del Gobierno de armar tribunales a su antojo fue anticipada por Página/12 el 28 febrero de 2017, donde informó sobre las consecuencias que traería una ley impulsada por Cambiemos, aprobada el 30 de diciembre de 2016, que preveía convertir cinco tribunales orales criminales (que se ocupan de delitos comunes, como los robos) en tribunales con competencia federal.  Es decir, tres jueces del fuero ordinario se transformarían en jueces federales por la decisión de una simple mayoría del Consejo de la Magistratura. El argumento era que los tribunales orales federales existentes, que eran ocho, no alcanzan y hay una crisis de nombramientos.  Esa operación para colonizar tribuales comenzó a ponerse en marcha cuando, en diciembre del año pasado, fueron aprobados los nombres de los tres jueces que integrarían el TOF9. Esa es la juzgada que la Corte Suprema desbarató con su acordada. Además, en la comunidad judicial, todo el mundo sabía que el Consejo preparaba más nombramientos para las próximas semanas.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ