En nombre de Vermeulen

Antes de empezar la audiencia de ayer por el juicio Feced III, el abogado de Hijos, Franco Porporato, pidió la palabra. "Falleció el 5 de mayo la testigo Norma Birri de Vermeulen, que era Madre de Plaza 25 de Mayo. Esperó justicia por su hijo Osvaldo, cuyo homicidio se investiga en esta causa", dijo con la voz temblorosa. "Nos llena de dolor e impotencia que haya fallecido sin tener la posibilidad de ser escuchada por un tribunal oral", agregó y pidió que "se visibilice la importancia de estos juicios, que no se demoren. Para éste, se había fijado fecha hace más de un año. Ese año que pasó la privó de declarar, y nos privó a nosotros de escucharla. Se la privó a ella de ver cómo se hacía justicia".