Zinedine Zidane decidió dejar su cargo en el Real Madrid
“Lo hago por el bien del equipo”
El equipo blanco lleva cinco días en una montaña rusa. Pasó de ganar su tercera Champions consecutiva, de digerir las dudas que sembraron Ronaldo y Bale sobre sus futuros, de la espectacular fiesta de consagración, al sorpresivo anuncio del entrenador francés.
Florentino Pérez y Zinedine Zidane ayer, tras la conferencia de prensa del adiós.Florentino Pérez y Zinedine Zidane ayer, tras la conferencia de prensa del adiós.Florentino Pérez y Zinedine Zidane ayer, tras la conferencia de prensa del adiós.Florentino Pérez y Zinedine Zidane ayer, tras la conferencia de prensa del adiós.Florentino Pérez y Zinedine Zidane ayer, tras la conferencia de prensa del adiós.
Florentino Pérez y Zinedine Zidane ayer, tras la conferencia de prensa del adiós. 

De una alegría infinita a una sensación de intranquilidad, con un futuro plagado de interrogantes: el Real Madrid lleva cinco días en una montaña rusa con “loopings” y frenazos de lo más inesperados. La decisión de Zinedine Zidane de no seguir como entrenador del Real Madrid cayó ayer como un jarro de agua fría, apenas cinco días después de que el equipo ganara en Kiev su tercera Liga de Campeones de fútbol.

El 3-1 sobre el Liverpool en la final de la Champions fue el último trazo de un equipo de leyenda, el primero en levantar tres Copas de Europa seguidas desde los 70. Tres años seguidos reinando en el continente y con un proyecto y una plantilla para estirar más ese dominio.

Pero lo que parecía un monumento asentado sobre una base indestructible apareció ayer tambaleándose. Y no sólo por la decisión de Zidane. Y es que entre las 23:38 horas del sábado en Kiev, cuando acabó la final de la Champions, y las 13:11 de ayer en Madrid, el momento exacto en el que Zidane anunció su adiós, ocurrió de todo. 

Cinco días de locos. Exactamente 110 horas y 33 minutos de no creer:

  • Campeón de Europa. A las 23:38 del sábado 27 mayo, el árbitro Mirolad Mazic señala el final del partido en Kiev y el Real Madrid se proclama campeón de Europa gracias a un doblete de Gareth Bale y otro tanto de Karim Benzema. Es la décimo tercera Copa de Europa para el club blanco, que está escribiendo una nueva dinastías. 
  • Bomba de Ronaldo. Minutos después de que Sergio Ramos levante la copa, Cristiano Ronaldo suelta una “bomba” en la entrevista que le realiza la cadena BeIn Sports aún sobre el césped. “Fue muy bonito estar en el Real Madrid, en los próximos días yo hablo”, dijo la gran estrella. Tras una ducha, se reafirmó: “Tengo algo importante que decir y no lo voy a esconder”.
  • Bale también. Prácticamente a la misma hora y a unos pocos metros de Cristiano, Bale atendía a la cadena británica BT. Y el galés, héroe de la final con una espectacular chilena, también puso en duda su futuro. “Necesito jugar de forma más regular. Al principio de temporada, tuve una lesión, pero duró unas cinco semanas y, desde entonces, estoy bien. Estoy decepcionado por no haber jugado más. Ahora me tengo que sentar con mi agente a ver mi futuro”, afirmó el delantero.
  • Respuesta a Ronaldo. Muchos interpretaron que las palabras del portugués tenían como destino el despacho del presidente del Real Madrid. Y Florentino Pérez respondió minutos después en las televisiones: “Siempre se habla de él y luego no pasa nada. Estoy encantado de que Cristiano tenga cinco Copas de Europa. Como yo. Pregúntele a él. Va a seguir siendo feliz. No es que se vaya a quedar, es que tiene contrato”. 
  • Celebración y guiño. Al día después, miles de hinchas se concentraron en la Plaza de Cibeles para festejar el título con la plantilla, que llegó a la fuente en un  autobús descapotables. Cristiano Ronaldo agarró el micrófono y habló, esta vez en presente y hablando del futuro. “Muchas gracias por todo, nos vemos el año que viene”, señaló.
  • “Cristiano, quédate”. Una hora después, los futbolistas acudieron al Santiago Bernabéu para seguir con las celebraciones. “Es un orgullo jugar en el club más grande del mundo”, indicó Cristiano tras besarse dos veces el escudo. Mientras, las más de 80.000 personas que llenaron el estadio, incluidos sus propios compañeros, le cantaron “¡Cristiano, quédate!”.
  • Rueda de prensa. “Jueves 31 de mayo, a las 13.00, en la sala de prensa de la Ciudad Real Madrid, Zinedine Zidane comparecerá ante los medios de comunicación”, señaló el Real Madrid en un escueto comunicado. No ofreció más detalles sobre el tema de la rueda de prensa, pero inmediatamente surgió el rumor: ¿dejaría el banquillo?
  • Zidane dice adiós. Sí, exactamente a las 13.11 horas del día de ayer, Zidane anunció que su ciclo en el Real Madrid llegaba a su fin. “Tomé la decisión de no seguir el próximo año en el cargo de entrenador del Real Madrid. Es el momento para todos. Para mí, para la plantilla, para el club. Un cambio es necesario para seguir ganando, no es más que eso. Lo hago por el bien del equipo, creo que conmigo habría sido difícil ganar el año que viene (...) Es un club exigente”, argumentó el técnico. Y, sobre su futuro inmediato, agregó: “No voy a entrenar a otro equipo. No estoy buscando otro equipo. Quiero terminar esta etapa cuando todo va bien. Lo hice como jugador y lo hago ahora como entrenador”.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ