EL VALOR DE LA PREGUNTA
Imagen: Javier Moscoso / Prensa Filo: UBA.

La reconstrucción de la historia de vida de los desaparecidos, que se fue realizando con el fin de permitir a cada nieto restituido conocer su origen, ocupará un lugar especial en la universidad. La Facultad de Filosofía y Letras de la UBA firmó su primer convenio con la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo para el cursado del seminario “La pregunta como origen: el Archivo Biográfico Familiar de Abuelas de Plaza de Mayo como herramienta para la construcción de identidad”, que estará a cargo de Samanta Casareto y Graciela Daleo, ambas docentes de la Cátedra Libre de Derechos Humanos.

“Cuando íbamos encontrando a los nietos de diferentes edades de acuerdo al paso de los años, siempre nos preguntamos quién les iba a contar quiénes eran sus padres” relató con la calidez de siempre Estela de Carlotto, presidenta de la entidad. “Y ahí surge esta idea maravillosa. Se trata de cajas simbólicas donde se guarda todo aquello que sea recolectado, en grabaciones, en fotos, en objetos de papá y mamá, del nieto buscado y luego encontrado”, describió.  

Graciela Morgade, decana de la Facultad, expresó la importancia de la firma del convenio con Abuelas dado que “honra a la universidad pública y a nuestro proyecto militante por la educación superior como derecho. Es una oportunidad nueva que se abre para nuestros estudiantes de grado.” 

“La universidad –continuó- es un espacio donde la formación académica no puede escindirse del compromiso político en la defensa de los Derechos Humanos. Este principio aplica para todas las áreas del conocimiento, tanto para la orientación académica como para la orientación profesional de los estudios que FILO UBA aloja en el campo de las Humanidades y las Ciencias Sociales.”

Por su parte, el vicedecano Américo Cristófalo destacó la larga historia de compromiso entre la Facultad de Filosofía y Letras y las políticas públicas de memoria: “Desde la temprana colaboración de jóvenes graduados de la carrera de antropología en la construcción del Equipo de Antropología Forense, la creación y la consolidación de la Cátedra Libre de Derechos Humanos, el trabajo de ordenamiento y restitución a familiares de archivos y legajos, la instalación en el aula 108 de un mural fotográfico de compañeros y compañeras desaparecidos, la colocación en 2016, a cuarenta años del golpe, de una obra que contiene sus nombres y que ocupa el frente de la calle Puán, una fuerte acumulación en investigación y trabajo académico sobre violencia, memoria y terror de Estado, y la reciente constitución de la Facultad en querellante en juicios de lesa humanidad.”

Durante el encuentro, se le otorgó a la entidad la distinción “Francisco Paco Urondo” en reconocimiento por la consecuente y sostenida lucha en la búsqueda de sus nietos secuestrados durante el cautiverio de sus madres. Además, se le hizo entrega de los legajos universitarios de los estudiantes de la Facultad detenidos-desaparecidos durante la última dictadura cívico militar.

“No tenemos odio sino memoria, verdad y justicia”, enfatizó Carlotto. “No podemos dejar un sólo día de seguir buscando a los que faltan, pero además informando a la sociedad, sobre todo a la juventud, que este es un compromiso de todos, no solamente de Abuelas", añadió. 

Al respecto, Morgade señaló que Abuelas de Plaza de Mayo “no solamente representa un emblema y un horizonte para nuestras prácticas universitarias, y por eso les entregamos la distinción Paco Urondo, sino que, además, ha abierto sus puertas de manera generosa para que nuestros estudiantes se formen en su experiencia de insistencia y persistencia, en su metodología para la construcción de memoria y archivos, trabajando a través de huellas e indicios, así como en su clima de trabajo inclusivo y profundamente democrático.” 

Cristófalo, en tanto, afirmó que es “un inmenso orgullo para la Facultad, intensamente marcada en todos sus planos por huellas de una memoria viva, ofrecer esta distinción a Abuelas de Plaza de Mayo, a su presidenta Estela de Carlotto y en su nombre, que es nuestro, al empeño infatigable de las luchas argentinas por Memoria, Verdad y Justicia.”

 

Javier Moscoso / Prensa Filo: UBA.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ