Rafael Di Zeo frenó su viaje
Los indeseables no entran

Rafael Di Zeo, líder de la barra brava de Boca, decidió ayer no viajar a España ya que iba a ser deportado al llegar a ese país, según confirmó su abogado. Consultado por la agencia NA sobre si su defendido iba a ir a ver el partido ante River, José Monteleone indicó que la decisión fue la de permanecer en Argentina. El letrado había dicho más temprano: “Le avisé a mi cliente que tal como le ocurrió a Maxi (Mazzaro), también lo pueden deportar a él. Ahora la decisión es suya”. En las últimas horas, las autoridades de seguridad de España y Argentina acordaron por escrito que toda persona considerada indeseable para espectáculos deportivos pueda ser deportada, basándose en una reglamentación del Consejo de la violencia en el deporte de Europa.

Di Zeo había recibido la autorización de la jueza Sabrina Namer para dejar el país, aunque eso no terminará ocurriendo. Mazzaro, líder de la barra disidente, fue demorado en el aeropuerto de Barajas y será enviado de vuelta a Argentina en las próximas horas, en un vuelo de Iberia. Según indicó en diálogo con TN Serafín Geraldo, vocero de la unión federal de policía del país ibérico, “es imposible entrar a España con una situación que no es precedente. Si no acreditan en el Aeropuerto la entrada al estadio, serán deportados”. “Está retenido en el Aeropuerto porque no cumplió algunos de los requisitos para entrar, y si no cumple con los requisitos que se requieren, será deportado”, señaló sobre Mazzaro.

Además, comentó: “Mis compañeros tienen que solicitar una lista de no admisibles, por si alguna persona tiene problemas con autoridades españolas o si tiene prohibición para entrar a los estadios”.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ