Se derrumbó una obra inaugurada por Dietrich el año pasado
Un puente demasiado frágil
El puente ferroviario sobre el río Colorado, Salta, colapsó en el momento en el que transitaba una formación del Belgrano Cargas. El Ministerio de Transporte rehabilitó la estructura en septiembre de 2017 tras dos años de trabajo.
La formación del Belgrano Cargas cayó cuando se derrumbó el puente sobre el río Colorado en Salta.La formación del Belgrano Cargas cayó cuando se derrumbó el puente sobre el río Colorado en Salta.La formación del Belgrano Cargas cayó cuando se derrumbó el puente sobre el río Colorado en Salta.La formación del Belgrano Cargas cayó cuando se derrumbó el puente sobre el río Colorado en Salta.La formación del Belgrano Cargas cayó cuando se derrumbó el puente sobre el río Colorado en Salta.
La formación del Belgrano Cargas cayó cuando se derrumbó el puente sobre el río Colorado en Salta. 
Imagen: NA

A principios de septiembre de 2017, el ministro de Transporte Guillermo Dietrich recurrió a las redes sociales para festejar, con pitos y flauta, que bajo su gestión se había rehabilitado del puente ferroviario que atraviesa el río Colorado en Salta. Solo quince meses más tarde, el ministro guarda silencio luego de que el puente de marras se desplomara justo cuando lo transitaba una formación del Belgrano Cargas cuyo maquinista, que logró salvar su vida, pudo ver cómo se venía abajo la estructura con los vagones de azúcar del ingenio San Martín del Tabacal que transportaba. 

El puente une las localidades salteñas de Pichanal y Orán y es estratégico para el transporte de cargas. En marzo de 2015, cuando cumplía un siglo de haber sido construido, se derrumbó fruto de alto caudal de agua que llevaba el río Colorado. El gobierno de Mauricio Macri se vanaglorió dos años más tarde cuando lo rehabilitó. En ese entonces, Dietrich escribía que se trataba de una obra clave para la industria azucarera. En rigor, el funcionario no se equivocaba pero lo que no imaginaba era que su obra volvería a colapsar. Este viernes, cerca de las 11 de la mañana el maquinista Eduardo Aranda conducía una formación de 13 vagones con azúcar que se dirigía a la provincia de Buenos Aires. La locomotora apenas atravesó el puente cuando la estructura comenzó a fallar y así fue como al menos cinco de los vagones cayeron al cauce de un río crecido por las fuertes lluvias que hay en la zona. Aranda alcanzó a desenganchar la locomotora y dio aviso a las autoridades de lo que estaba sucediendo. 

“Este puente ya había tenido problemas debido a una crecida del río, que había socavado las bases”, recordó el titular de la Unidad Ferroviaria de Salta, Marcelo Lazarte. Lo que ocurrió en la mañana de ayer, agregó, fue que cedió la estructura donde va montada la vía del tren. 

Lazarte reconoció que todavía es demasiado pronto para saber cuáles son las verdaderas razones del colapso de la estructura y, como tal, habrá que esperar que se completen los peritajes correspondientes. Lazarte puntualizó, además, que el puente en cuestión se encuentra bajo la órbita del Estado Nacional, a través de la empresa Belgrano Cargas y de la Administración de Infraestructura Ferroviaria (ADIF), que es la encargada de controlar su estructura. “Seguramente se ha debilitado la estructura, pero aún no sabemos cuáles son los motivos técnicos de este inconveniente. Lo sabremos cuando se hagan todas las evaluaciones de los técnicos y los inspectores que están trabajando en la zona”, arriesgó Lazarte.

Por su parte, Trenes Argentinos Cargas emitió un comunicado para confirmar que, tras el colapso de la estructura del puente, “se ha iniciado una investigación para determinar las causas y responsabilidades del incidente”. El organismo estatal dependiente de la cartera de Transporte indicó que quedaron atrapados 11 vagones cargados de azúcar, cuyo destino final era Buenos Aires.

 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ