///SALÍ///COCINA ASIÁTICA///
El auge coreano
Horario de atención: lunes a viernes, de 12 a 15 y de 18:30 a 21:30.Horario de atención: lunes a viernes, de 12 a 15 y de 18:30 a 21:30.Horario de atención: lunes a viernes, de 12 a 15 y de 18:30 a 21:30.Horario de atención: lunes a viernes, de 12 a 15 y de 18:30 a 21:30.Horario de atención: lunes a viernes, de 12 a 15 y de 18:30 a 21:30.
Horario de atención: lunes a viernes, de 12 a 15 y de 18:30 a 21:30. 
Imagen: Pablo Mehanna

Que la cocina coreana es una delicia, con infinitas capas de sabor logradas por el uso de pickles, fermentos, tradición y picantes, es algo que algunos saben hace rato. Son aquellos que peregrinan al bajo de Flores, a probar de primera mano los restaurantes de esta comunidad que gana presencia en la Argentina. Lo mejor: de a poco, esta gastronomía está creciendo, saliendo del micromundo barrial para ganar nuevos espacios. Un buen ejemplo es Fa Song Song, un pequeño restaurante abierto hace muy poco en el centro porteño. Un lugar simple y prolijo, con mesas individuales y una comunitaria, una barra y minimales fotos de comida en las paredes. En una pantalla, una simpática chica explica los platos ofrecidos, e incluso da tips de cómo disfrutarlos (si mezclando todo, o comiendo cada elemento por separado). El menú es escueto: “Empezamos con pocas cosas, porciones completas en un un solo plato. De a poco, especialmente de noche, iremos sumando otras recetas”, explica Shin, cocinero y propietario de esta casa. Por ahora, hay por ejemplo Jeyuk Deopbap, con cerdo marinado (tierno y súper sabroso), cebolla, zanahoria y sésamo, todo sobre arroz blanco; el Bibimpap es un clásico, con carne marinada, huevo frito, zuchini, cebolla,  zanahoria, espinaca, sésamo, verdeo y gochujang, una salsa picante a base de ajíes fermentados, todo con arroz. Y quien realmente quiera transpirar, puede ir por las sopas con fideos, como el La-myeon (lo llaman el “ramen coreano”), que recuerda las sopas instantáneas de los supermercados del Barrio Chino: la que trae calamar y camarones explota de sabor e intensidad. Ya fuera de la tradición, pero bienvenido en el verano porteño, están los Poke, esas ensaladas hawaianas de arroz de sushi con salmón crudo marinado y verduras frescas. Los precios van de muy correctos $250 a $300, y hay combos con bebida a $270 ($320 con salmón). 

De a poco, para felicidad de los comensales porteños más curiosos, la cocina coreana sale de su armario comunitario y se exhibe con orgullo en las calles de Buenos Aires.

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ