Con tres partidos dará inicio hoy la 16ta fecha del torneo de fútbol local
Vuelve a rodar la pelota de la Superliga
Banfield-San Martín (SJ) y Godoy Cruz-Lanús (ambos a las 19) y Defensa-San Lorenzo (21.10), como plato fuerte, pondrán en marcha el certamen que tiene a Racing como líder, al Halcón como escolta y a Atlético Tucumán, Huracán y Vélez como dignos pretendientes.
Práctica del líder Racing, que debutará mañana ante Aldosivi en Mar del Plata.Práctica del líder Racing, que debutará mañana ante Aldosivi en Mar del Plata.Práctica del líder Racing, que debutará mañana ante Aldosivi en Mar del Plata.Práctica del líder Racing, que debutará mañana ante Aldosivi en Mar del Plata.Práctica del líder Racing, que debutará mañana ante Aldosivi en Mar del Plata.
Práctica del líder Racing, que debutará mañana ante Aldosivi en Mar del Plata. 

Aún con River y Boca disputando los respectivos partidos que adeudan tras su participación en la final de la Copa Libertadores, que coronó campeón al equipo de Marcelo Gallardo, vuelve formalmente la Superliga tras el receso estival que duró unas siete semanas. El peleadísimo certamen doméstico tiene al Racing de Eduardo Coudet como único puntero, con 36 puntos en quince jornadas disputadas. A sólo tres unidades se ubica Defensa y Justicia, que no afloja y se consolida de la mano de Sebastián Beccacece. El podio lo completa Atlético Tucumán, y un poco más abajo pujan Huracán (con la vuelta de Antonio Mohamed como entrenador) y el resurgido Vélez de Gabriel Heinze. De la lista de candidatos al título no habría que descartar al xeneize, bicampeón del fútbol argentino y con Gustavo Alfaro como nuevo técnico; tampoco a Independiente, una unidad por debajo del club de la Ribera. En el otro extremo de la tabla, Belgrano, Patronato, el San Martín tucumano y Tigre arrancan en zona de descenso directo. 

Tres encuentros abrirán hoy la fecha 16 de la Superliga: Banfield-San Martín (SJ) y Godoy Cruz-Lanús    (ambos a las 19), y cerrará la jornada Defensa y Justicia-San Lorenzo (a las 21.10). El puntero, Racing, recién lo hará mañana en Mar del Plata, cuando visite a Aldosivi. Allí estará su capitán y emblema Lisandro López, uno de los máximos artilleros que tiene el certamen, junto a Emanuel Gigliotti, quien sumó la misma cantidad para Independiente, que curiosamente decidió prescindir de los servicios del Puma, que pasó al Toluca de México, y ayer sumó finalmente al paraguayo Cecilio Domíngez para intentar descontar los 13 puntos que lo separan de su encumbrado vecino. 

De todas formas, pese a que el conjunto de Chacho Coudet detenta la punta en soledad, la Superliga mantiene expectantes a por lo menos una decena de equipos con chances de salir campeón. Y precisamente Defensa –que esta noche recibe a un alicaído San Lorenzo, que no puede ganar desde que Jorge Almirón reemplazó en el banco a Claudio Biaggio– es uno de ellos. Serio perseguidor de la Academia, el Halcón de Varela cristalizó la aspiración de pelearle la punta al líder luego de vencer 1-0 como visitante nada menos que al campeón de América, en uno de los partidos pendientes que arrastra River. Los dirigidos por el Muñeco Gallardo, tras su exitoso raíd copero, lucen desinflados en el torneo local y a priori quedaron lejos de la pelea, dado que volvieron a caer (1-2) el último miércoles en el Monumental en otro encuentro postergado, esta vez frente a Unión.

Con una gran campaña que ilusiona a una parte del Jardín de la República, Atlético Tucumán está tercero con 28 puntos y tiene un partido pendiente con Boca. El equipo de Ricardo Zielinski –que sufrió varias bajas durante el receso, entre ellas la de su goleador Luis “Pulga” Rodríguez– es una de las gratas sorpresas del presente certamen. 

Cuarto se ubica Huracán, otro equipo que perdió dos columnas fundamentales en este 2019, porque tanto su entrenador como su determinante arquero (Marcos Díaz) pasaron a Boca. El Turco Mohamed, en su vuelta al banco del Globo, debutó nada menos que ante San Lorenzo y apenas arañó un empate 0-0 de visitante y con un hombre de más durante una hora.

Ya lejos del apremio de tener que sumar para engrosar su promedio, Vélez quedó a 11 unidades de Racing. Un punto por debajo de los de Liniers se ubica un reformulado Boca que aspira al tricampeonato, con dos partidos postergados y el objetivo de digerir el mal trago copero padecido con River a fines de año, que le costara el puesto a Guillermo Barros Schelotto, ahora en los LA Galaxy de la MLS.

Por otra parte, Belgrano (1,083 de promedio); Patronato (1,069); San Martín de Tucumán (1,066) y Tigre (1,000) estarán condenados a descender a la B Nacional si no mejoran sus respectivas performances. Y como en diez fechas puede pasar cualquier cosa, San Martín (SJ), Gimnasia y Argentinos, que siguen en la tabla de promedios a los por ahora sentenciados, no deberían relajarse porque les podría costar la tan temida pérdida de categoría.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ