La canadiense DJ Heidi, la matriarca de una nueva generación de house, techno y electro
"Busco pegar en la región pélvica"
Creadora de una fiesta épica, una disquería y un subsello, la DJ y productora arrima pulsión sexual a las pistas de baile.
DJ Heidi tocará hoy en Crobar, donde mostrará su adaptación a todo espacio y buscará "terminar bien arriba".DJ Heidi tocará hoy en Crobar, donde mostrará su adaptación a todo espacio y buscará "terminar bien arriba".DJ Heidi tocará hoy en Crobar, donde mostrará su adaptación a todo espacio y buscará "terminar bien arriba".DJ Heidi tocará hoy en Crobar, donde mostrará su adaptación a todo espacio y buscará "terminar bien arriba".DJ Heidi tocará hoy en Crobar, donde mostrará su adaptación a todo espacio y buscará "terminar bien arriba".
DJ Heidi tocará hoy en Crobar, donde mostrará su adaptación a todo espacio y buscará "terminar bien arriba". 

“No puedo esperar para volver a Buenos Aires: estoy lista para algo de calor”, asegura DJ Heidi, dueña de los rulos más esponjosos, festivos y arengadores de la música electrónica de baile de este siglo. Luego de dejar su Ontario natal para trasladarse a Londres, en el 2000, la artista canadiense entró en contacto con la escena de clubes de la capital inglesa. Y desde entonces no hay dance floor en el mundo que no se haya rendido a sus pies, mientras lleva adelante su programa de radio en la BBC y sus fiestas Jackathon, que inauguró con Miss Kittin y Maya Jane Coles. Pero su mayor gesto para el identikit fue haber dejado una huella en la nueva generación de la música house, el techno y el electro con una pasión inspiradora. “Si en mis sets me quedara mirando la laptop, sin atender a lo que le pasa a la gente, podría tocar todos los éxitos pero me parecería una mierda porque no me interesa. Me encanta bailar. Por eso es decepcionante cuando te vas sin un fuerte recuerdo de la noche. Quiero terminar bien arriba.”

Para esta icono nacida como Heidi Van Den Amstel nunca existieron el lugar ni el momento adecuado. Ganó seguidores a través de la persistencia, la consistencia, la determinación y el deseo insaciable de compartir la música que ama con el mundo en cada paso de su viaje por la vida. Si bien una de sus cualidades es la investigación, la productora y DJ suda el estilo de vida de la gira, ya sea frente a una multitud de 25 mil personas en América Latina o en festivales como Exit o Global Gathering. Al igual que ante los seguidores del Detroit techno o en salas históricas del tamaño de la inglesa Fabric, de la japonesa Womb o de la alemana Watergate. Y es que ella encaja en cualquier estilo alrededor del mundo.

Al tiempo que considera como influencia fundamental a su compatriota Richie Hawtin (también nacido en Windsor, Ontario), DJ Heidi se deshace en halagos al momento de referirse al trabajo y la propuesta de sus colegas Maceo Plex y Soul Clap. “Son vibraciones sexuales, y nunca conocí a dos personas tan realmente increíbles en mi vida”, confiesa quien también fue parte del equipo fundador de la legendaria disquería londinense Phonica. “Me enamoré locamente de ambos. No era un amor sexual, era más un ágape en la naturaleza. Nunca me pasó sentir querer estar con alguien sin tener sexo.”

Aunque su carrera largó en 2004, dos años más tarde, mediante el aval de M.A.N.D.Y. y DJ T, pasó a ser parte del sello berlinés Get Physical. “Hice el salto de fe al elegir esto como una carrera, y poner hasta la última gota de energía que tengo en ello. Podría no haberlo intentado, pero lo hice y se lo demostré a mis compañeros. Los logros se debieron a que di el 110 por ciento de mí misma, y traté a todos con una amabilidad genuina y sacrifiqué cosas en mi vida que las personas dan por sentado”.

Recién en 2011 la artista canadiense puso en circulación su debut discográfico, Heidi presents The Jackathon. “Se produjo por accidente. Estaba pensando que las noches que estaba haciendo iban muy bien, y en por qué no seguir con algo para los fanáticos y las personas que apoyaron las fiestas. Así que le pregunté a un grupo de artistas si les apetecía hacerme una canción exclusiva para la compilación, y todos dijeron que sí, para mi sorpresa”. Es que esa fiesta, de la que sendas producciones discográficas tomaron su nombre (ella misma, en 2014, publicó The Jackathon Vol. 2), se tornó en un sorpresivo y exitoso laboratorio de ensayo de la música orientada a la pista de baile. “Jackathon comenzó en 2009 en varios locales nocturnos en todo el mundo”, explica la productora y DJ, cuya marca devino en un subsello de Get Physical: Jackathon Jams. “Ambas plataformas permiten interactuar con colegas como Richie Hawtin, Soul Clap, Solomun, Maceo Plex, Nicolas Jaar y Derrick Carter para compartir historias y momentos musicales especiales.”

A pesar de las adversidades con las que se sigue enfrentando, si hay un campo en el que la mujer supo ganar terreno es en el de las bandejas y la pista de baile. “Es genial ver a más mujeres en este negocio”, opina DJ Heidi, quien desembarcó por primera vez en Buenos Aires en 2012. “Todavía no somos muchas en esta escena. Así es como funciona, lamentablemente. Creo que traemos algo diferente a la mesa, pues somos criaturas distintas. Incluso en los hábitos. Pensamos, observamos, actuamos y nos sentimos diferentes a diario. Por lo tanto es probable que toquemos música de otra manera. Es una apreciación personal, pero cuando escucho a una mujer tocar o pasar música, la mayor parte del tiempo se siente un poco más cálido y no tan clínico. Sé que toco música que podés sentir de la cintura para abajo. Si golpeás al público en la región pélvica en la pista de baile, es probable que permanezcan allí toda la noche.”

* DJ Heidi actúa hoy desde las 23.50 en Crobar, Av. Infanta Isabel y Av. Marcelino Freyre.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ