Los exámenes dieron positivo
Muerte de Natacha Jaitt: tres testigos consumieron drogas esa noche
Tres de los cinco testigos consumieron cocaína y marihuana, de acuerdo con los primeros resultados del peritaje. El abogado de la hija de la modelo insiste con la sospecha del crimen. El viernes se conocerá el resto del informe.
Ulises Jaitt, hermano de Natacha, insistió con que su hermana fue asesinada.Ulises Jaitt, hermano de Natacha, insistió con que su hermana fue asesinada.Ulises Jaitt, hermano de Natacha, insistió con que su hermana fue asesinada.Ulises Jaitt, hermano de Natacha, insistió con que su hermana fue asesinada.Ulises Jaitt, hermano de Natacha, insistió con que su hermana fue asesinada.
Ulises Jaitt, hermano de Natacha, insistió con que su hermana fue asesinada. 

Tres de los cinco testigos que estuvieron con Natacha Jaitt la noche que murió en el salón de eventos Xanadú, de Benavídez, habían consumido cocaína y marihuana, según confirmaron los resultados de los primeros estudios toxicológicos realizados en La Plata, mientras que las muestras que se tenía de la víctima fueron insuficientes para este primer análisis, según informaron fuentes judiciales.

Por otro lado, las mismas fuentes indicaron que los hisopados realizados en la autopsia a la víctima no detectaron presencia de semen.

Los tres testigos que en los exámenes realizados hoy en los laboratorios de la Superintendencia de Policía Científica dieron resultado positivo tanto en cocaína como en marihuana son el dueño del salón Xanadú, Gonzalo Rigoni (45), su amigo Gaspar Esteban Fonolla (45) y el vecino y amigo Gustavo Andrés Bartolín (44). Los tres ya habían admitido en sus respectivas declaraciones testimoniales que habían consumido drogas.

Además dio positivo en cocaína una bolsita que había sido secuestrada en un allanamiento realizado en la casa de Bartolín.

Quien dio negativo para ambas sustancias fue el paraguayo Raúl de Jesús Velaztiqui Duarte (47), el único de los testigos que estuvo algunos días detenido pero por falso testimonio.

En el caso de Luana Micaela Monsalvo (19), los peritos no realizaron ningún estudio porque no tenían muestras de orina de la testigo.

Los voceros explicaron que estos primeros resultados se obtuvieron a partir del análisis de las muestras de orina que se tenían de los involucrados en la causa.

En el caso de Jaitt, una fuente judicial explicó que “la muestra de orina que se obtuvo del cadáver es escasa, y por lo tanto se preservó de este test para ser utilizada en otro análisis más exhaustivo”.

Jaitt (41) fue hallada muerta la madrugada del 23 de febrero pasado en el salón de fiestas Xanadú al que había concurrido por una reunión de negocios para programar un evento.

En un momento de la noche, durante la cual se consumieron drogas y alcohol, la conductora y modelo sufrió una “insuficiencia respiratoria por edema agudo de pulmón” y murió, de acuerdo a los resultados de la autopsia.

Su cuerpo desnudo fue encontrado cerca de las 2, sobre una cama que había en ese ese salón de eventos situado en Isla Verde al 600, de villa La Ñata, de Benavídez, partido de Tigre, con restos de cocaína en las fosas nasales y ninguna lesión externa.

Conocidos los resultados de los primeros peritajes, el abogado de Antonella Olivera, la hija de Natacha Jaitt, Alejandro Cipolla, aseguró que no se descarta que a la modelo y conductora le hayan colocado veneno o alguna otra sustancia. 

Cipolla indicó que van a esperar los resultados finales de la autopsia de la víctima, “que van a ser los más importantes, a ver si no hay rastros de veneno, de algún tipo de somnífero o de cualquier otra droga que haya ocasionado su fallecimiento automático”.

El abogado explicó que “en el caso de la cocaína también vamos a determinar si no hubo algún tipo de corte especial con alguna droga que le haya producido la muerte inmediata” y destacó que “no hay que descartar que se le pueda haber puesto veneno u otra sustancia”.

Respecto del estudio cuyos resultados fueron conocidos ayer Cipolla dijo que “hubo ciertas mentiras por parte de ellos al momento de declarar, pero este es un test orientativo” y va a esperar “a la conclusión final, que se estará conociendo el próximo viernes”.

El abogado explicó que “se controló todo con la fiscalía y cada una de las partes, se filmó todo el procedimiento y se extrajeron fotos con el máximo cuidado que la causa amerita”.

Por otra parte, dijo que va a solicitarle al Poder Judicial de la Nación y a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, que “colaboren para hacer los análisis de pool de vísceras, ya que la provincia de Buenos Aires no posee esas instalaciones” y si no se hace ese estudio se estaría “entorpeciendo el expediente”.

Insistió en que “la escena del crimen fue manipulada totalmente y eso está probado, así que va a ser una cuestión de analizar los teléfonos y si hubo terceros que hayan participado de esta maniobra delictiva”.

“Después de esto es muy probable que el próximo lunes tengamos la pericia de los teléfonos y, una vez que esté eso, más la de las tablets y redes sociales y los análisis de sangre, vamos a ver si varía la calificación legal de estas personas”, agregó el letrado, en referencia a los presentes en el salón de fiestas.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ