El riesgo país llegó a 853 puntos pasado el mediodía
Los inversores huyen hasta en los feriados
La estrategia del Gobierno nacional de anunciar antes de Semana Santa un "paquete" de medidas para frenar el derrumbe de la economía fracasó. El riesgo país trepó a su mayor índice en la era Macri.

El feriado no salvó a bonos y acciones argentinas de una nueva caída en sus precios y, como consecuencia, el riesgo país marcó su máximo valor de la gestión Cambiemos. Con un alza de 3 por ciento, se ubica en 853 puntos a las 13:30. Se trata de la sobretasa que debe pagar el país para conseguir fondos con bonos de similares características que los emitidos por el Tesoro estadounidense. Por su parte, los ADR de acciones argentinas caían hasta casi 7 por ciento. El desplome tiene lugar luego de que el Gobierno anunciara un paquete de medidas de estímulo al consumo, que se basa en un acuerdo de precios congelados de una cesta de productos, líneas de crédito y pausa en los tarifazos hasta después de octubre.

El anuncio se realizó ayer, previo al fin de semana largo, con el objetivo de evitar que impacte en los precios de las acciones y bonos y en la volátil cotización del dólar. No obstante, las operaciones en Wall Street adelantan lo que será la operatoria la semana próxima cuando reabran los mercados en el país.

Por contraposición con los rendimientos de los bonos del Tesoro estadounidense, el riesgo país se ubica en su mayor marca desde junio de 2014, cuando alcanzó los 873 puntos. En ese momento, sin acceso a los mercados financieros, la disparada se explicó por el endurecimiento del litigio del país con un grupo de fondos buitre y las amenazas de colocar al país en default selectivo.

La suba del riesgo país se inició ayer, apenas terminó el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, de anunciar el paquete de medidas. Allí saltó 25 puntos básicos a 825 unidades, aunque llegó a tocar los 834 puntos, según la medición del JP Morgan.

La misma situación se refleja en el precio de los papeles privados, a través de los ADR (certificados para operar en Wall Street). En este mercado, lo peor pasa por las acciones bancarias. El BBVA Francés cae 6,8 por ciento, seguido por el Galicia (-6,2 por ciento) y el Macro (-6,1 por ciento). Los ADR de Telecom, luego de que se anunciara una tregua de precios al público en los planes prepago hasta el 15 de septiembre, retroceden 3,7 por ciento. Edenor registra una baja de 3,2 por ciento e YPF, baja 1,3 por ciento.

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ