Argentinos y Gimnasia empataron en La Paternal
Con los arcos vacíos
Los locales fueron más agresivos en el planteo, pero la visita supo aferrarse al punto, ya pensando en la revancha que se jugará en el Bosque.
El Bicho y el Lobo volverán a verse las caras dentro de cuatro días.El Bicho y el Lobo volverán a verse las caras dentro de cuatro días.El Bicho y el Lobo volverán a verse las caras dentro de cuatro días.El Bicho y el Lobo volverán a verse las caras dentro de cuatro días.El Bicho y el Lobo volverán a verse las caras dentro de cuatro días.
El Bicho y el Lobo volverán a verse las caras dentro de cuatro días. 
Imagen: Fotobaires

Ante una apreciable concurrencia presente en el estadio Diego Armando Maradona, Argentinos igualó sin tantos ante Gimnasia, en el primer chico entre ambos por los cuartos de final de la Copa de la Superliga. Tanto Carlos Quintana, al final de la primera etapa, como Facundo Oreja, ya en el complemento, vieron la tarjeta roja por doble amarilla y dejaron a sus respectivos equipos con diez. La revancha será el próximo jueves en La Plata, y el ganador jugará las semifinales con el vencedor de la serie que disputan Boca y Vélez.

De entrada, el local salió mejor parado en la cancha y en menos de diez minutos provocó el primer revolcón del arquero Arias, luego de que Matías Romero enganchara hacia adentro para desorientar a toda la defensa tripera y sacar un derechazo que tenía destino de gol. Respondió Silva, quien hizo una pared con Hurtado y el uruguayo lanzó un formidable pase en cortada para la entrada de Tijanovich, cuyo remate pegó en un poste, cruzó toda la línea de gol y salió al lateral. Enseguida, el mismo Tanque Silva probó desde afuera del área con un bombazo que salió cerca del ángulo. A esta altura, el protagonismo había cambiado de manos y encima Quintana se fue expulsado por una mano cuando ya cargaba con una amonestación. 

Pero salir a jugar los segundos 45 minutos con uno menos no echó atrás al cuadro de Dabove. Tal es así que Hauche entró como una tromba al área tras ser asistido por Mac Allister y Coronel debió esforzarse para sacar la pelota casi en la línea, con Arias ya vencido. En la jugada siguiente, el mismo Alexis envió un centro que Spinelli no pudo capitalizar de cabeza. El Lobo no podía hacer valer su hombre de más, y su rival proponía mejor en ataque. Hasta que los dos quedaron con diez por expulsión de Oreja, también por doble amarilla. El Bicho, decididamente más punzante, quería quedarse con la victoria en casa y buscó más. Pero el Lobo se abrazó al punto y no lo soltó. En cuatro días volverán a verse las caras en el Bosque. 

Audiovisual
Audiovisual
Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ