El balance de las principales agrupaciones estudiantiles
El mapa que dejaron las elecciones en la UBA 
En diálogo con PáginaI12, dirigentes estudiantiles de las distintas fuerzas analizan los resultados de los comicios, el avance del radicalismo y el peronismo, el retroceso de la izquierda y su impacto en la FUBA.

Las elecciones realizadas la semana pasada en la UBA dejaron como saldo el crecimiento del radicalismo y el peronismo en las conducciones estudiantiles, así como el retroceso de la izquierda. En el nuevo escenario, las agrupaciones ligadas a la UCR porteña presiden los centros de estudiantes de las facultades de Ciencias Económicas, Arquitectura, Medicina y Psicología. Y sus aliados conducen en Derecho (socialistas) y Odontología (independientes). Todas esas agrupaciones, junto con los independientes de Ingeniería y el frente peronista que se impuso en Ciencias Sociales (liderado por la UES), se aliaron el año pasado para pelear por la Federación Universitaria de Buenos Aires, que desde 2001 lideran agrupaciones de izquierda y centroizquierda. Si ahora mantienen esa coalición, podrían quedarse con la FUBA. Del otro lado se posicionan agrupaciones del peronismo, el kirchnerismo e independientes (La Cámpora, Nuevo Encuentro, La Mella y sus aliados), que ganaron las conducciones estudiantiles en Filosofía y Letras, en Ciencias Exactas y Agronomía. La izquierda, por su parte, conservó su poder en las facultades de Veterinarias y Farmacia.

En diálogo con PáginaI12, los referentes de las principales corrientes del movimiento estudiantil realizaron un balance de los comicios y de lo que se viene en la pulseada por la FUBA.

Tomás García es el nuevo presidente del centro de estudiantes de Económicas por Nuevo Espacio: la agrupación heredera de Franja Morada ratificó su hegemonía con el 74 por ciento de los votos. "La realidad es que en Económicas votaron 26 mil estudiantes -dijo- y nuestra agrupación obtuvo más de 19 mil votos. Este resultado marca un poco lo que ven los estudiantes a diario, que estamos todos los días dando un mano y defendiendo sus derechos. Y eso se vio reflejado en toda la UBA, donde al reformismo le fue excelente". García planteó que una de las razones del resultado fue que "dentro de la facultad hacemos politica universitaria, no para hacerle campaña a ningún candidato".

En la misma línea se posicionó el consejero Felipe Vega Terra, de la agrupación Clivaje-Alternativa Académica, parte del frente encabezado por la UES en Sociales: consideró que el retroceso que tuvo la izquierda se debe "a una forma de hacer politica basada en la confrontación".  "Me parece que los estudiantes hoy no eligen opciones políticas que plantean una agenda alineada a agendas partidarias. Nosotros planteamos una agenda que tenga como base respetar a los estudiantes en la facultad", resaltó. Sobre el debate por la FUBA, Vega Terra subrayó la importancia de "nomalizar la federación". "La federación no puede ser algo aislado porque es la expresión de lo que los estudiantes votan."

La nueva presidenta del centro de estudiantes de Ciencias Sociales es Lara Sosa, por el frente encabezado por la peronista UES e integrado por La Vallese, Munap, Alternativa Académica y otras agrupaciones. "Antes de fin de año vamos a llamar a un congreso y esperamos recuperar la FUBA", dijo. 

Desde La Cámpora y la conducción de la federación, Lucía Cámpora opinó que los resultados de estas elecciones fueron muy "atípicos". "Cambiaron seis conducciones de centro de estudiantes, eso no es habitual en la UBA y eso implica una reconfiguración del campo popular", afirmó. En relación al avance del autodenominado espacio reformista y la pérdida de apoyo entre sectores ligados a la izquierda, estimó que "las elecciones expresaron la decisión de los estudiantes por opciones que ofreciesen soluciones concretas". "Los estudiantes buscaron soluciones en un año de macrismo en el que a los oficialismos de los centros de estudiantes les costó dar producto por el impacto de los precios y muchos otros factores", sintetizó. Y valoró que "las agrupaciones del Frente de Todos ganaron dos centros de estudiantes y tuvieron resultados históricos en Derecho", donde desplazaron a Franja Morada como segunda fuerza. "La primera oposición ya no es la izquierda, son las agrupaciones del Frente de Todos", añadió.

Fernando Ramal, militante del Partido Obrero y dirigente de FUBA, coincidió en la atipicidad de estas elecciones. "Hace años que no pasa que cambien tantas conducciones de centros de estudiantes. Puede suceder en otras universidades, pero en la UBA es raro", señaló Ramal, quien consideró que fue "una elección que giró a la derecha". "Fue una elección que reflejó la iniciativa política que tuvo el rectorado durante este ultimo año, aprovechando el reflujo del movimiento estudiantil". "Nosotros tuvimos un retroceso más concentrado en Medicina, pero después ratificamos en Veterinarias y Farmacia", apuntó Ramal, quien citó a la parálisis y falta de iniciativa del movimiento estudiantil como "factores" que desembocaron en el actual escenario. 





Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ