Caída de la recaudación y pago de aguinaldo

Dib Ashur adelantó que se vienen 10 semanas muy difíciles

El ministro se reunió con los diputados provinciales para repasar la situación económica actual. Expresó su preocupación pero señaló que asistirán a todos los municipios para afrontar sus obligaciones.

Con el pago de los aguinaldos por delante y el efecto pleno de la caída de ingresos de coparticipación y recaudación, el ministro de Economía Roberto Dib Ashur auguró ante los diputados provinciales que se vienen “10 semanas muy difíciles”, pero destacó que asistirán a los municipios para que puedan cumplir con sus compromisos.

“Los recursos cayeron y no alcanzan, por eso apelamos al diálogo permanente con los 60 intendentes. Tenemos que salir todos juntos, y no es slogan de campaña, así como tenemos que trabajar con Nación, hay que hacer lo mismo con los municipios”, advirtió Dib Ashur, en su visita a la Cámara de Diputados.

En cuanto a la asistencia a las comunas, señaló que reforzaron el Fondo Compensador para permitirles llegar con el pago de sueldos y ahora, del aguinaldo, y que se intenta tomar como referencia febrero “que fue un buen mes, dentro de este particular año”.

En estas 10 semanas complicadas que subraya el ministro y que se extenderían todo junio, julio y parte de agosto, las arcas provinciales tendrán una marcada baja en la recaudación por menos coparticipación, caída de la actividad y los diferimientos fiscales que se dispusieron para ayudar a los contribuyentes en la pandemia. Esto convierte al sexto mes del año, en el cual habitualmente se recaudaba mucho por las liquidaciones impositivas que vencían, en un mes casi sin ingresos.

Después el funcionario reconoció que la Nación envía Aportes del Tesoro Nacional (ATN), pero dijo que no compensan la caída de la coparticipación. Y además señaló que reciben ingresos por el Fondo Fiduciario de Desarrollo, también nacional, pero que uno de los criterios más importantes de ese fondo para distribuir el dinero es la situación epidemiológica, en la cual Salta se encuentra muy aliviada.

Deuda y ¿más deuda?

Ante la pregunta de los diputados, Dib Ashur señaló que la deuda pública salteña es de 38.700 millones de pesos, de los cuales el 75% está en dólares. En 2020 hay vencimientos por 9.600 millones, pero de esos ya se refinanciaron 1.800 millones. Luego informó que tanto para las cuotas del Fondo de Reparación Histórica del Norte y para las del Bicentenario ya tienen para cubrir las obligaciones inmediatas.

También le preguntaron al ministro si evaluaban tomar deuda con las regalías que dará la explotación de litio, considerando que es una garantía muy atractiva y sólida para conseguir fondos. Al respecto indicó que por el momento las regalías están destinadas al pago del Fondo de Reparación, pero que una vez que se liquide ese préstamo en 2022 se podría discutir en la Legislatura si se vuelve a utilizar esa metodología de financiamiento, tal como se hizo en la gestión de Juan Carlos Romero y Juan Manuel Urtubey.

Además, adelantó que se iniciaron gestiones para obtener financiamiento internacional con el Banco de desarrollo FONPLATA, para obras en el área de salud.

Ayuda por la pandemia

En el inicio de la exposición Dib Ashur reiteró que el mundo está pasando por una situación económica peor que la de la crisis del ’30 y la Segunda Guerra Mundial. Pero además advirtió que el país viene de tres años previos de caída del PBI, sin posibilidad de proyectar un presupuesto ante la dependencia de fondo nacionales y que gran parte de la supervivencia económica está sujeta a la negociación exitosa de la deuda externa.

Ante la situación de emergencia Dib Ashur resaltó que se buscó desde el gobierno asistir a la mayor cantidad de personas posibles, para lo cual también contaron con muchas herramientas nacionales, especialmente en lo que se refiere a los créditos, mientras que la provincia basó su ayuda en medidas fiscales.

En ese sentido mencionó las dos líneas de créditos a tasa variable del Consejo Federal de Inversiones (CFI), para el sector turismo y las líneas a tasa variable para sectores productivos del agro, industria, minería y turismo por los mismos montos.

También, los créditos de hasta $50.000 y $100.000 de turismo para emprendedores y guías y el crédito para micro emprendedores de $50.000 a tasa cero, tres meses de gracia y 9 cuotas.

Otras medidas resaltadas fueron el descuento de cheques diferidos en un 12% para contratistas, los créditos del Gobierno de hasta $250.000 en un 12%, a tres meses y en 12 cuotas, a través del banco Macro; créditos de hasta $100.000 a tasa cero y de hasta $400.000 a tasa variable en conjunto con el CFI para gastronomía turística y artesanos.

Respecto a las medidas fiscales, algunas mencionadas fueron: eximición del impuesto a las Actividades Económicas para el programa de turismo “Comprá hoy, viajá mañana”, para anticipos de mayo, junio y julio de 2020; prórroga del Régimen Especial y Transitorio de Regularización de Deudas Provinciales (moratoria), que amplía deudas hasta el 31/03/20 y extiende el plazo de acogimiento hasta el 31/08/20; eximición de Actividades Económicas para los establecimientos de salud afectados a la atención del Covid-19, entre otras.

En cuanto a las medidas nacionales, Dib Ashur sostuvo que se acompañó a todos los sectores y sobre todo a los más vulnerables con: la asignación universal por hijo y embarazo, bono a jubilados y pensionados, seguro de desempleo, Ingreso Familiar de Emergencia, créditos a monotributista y autónomos, Pyme 24/ Fogar, créditos Bice y ATP- salario complementario para trabajadores privados en relación de dependencia.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ